martes, 6 de diciembre de 2022

Herrera vs. Lavia: la mesa está servida en Liubliana

Cuba e Italia se medirán este sábado en fase de octavos de final...

José Luis López Sado en Exclusivo 02/09/2022
0 comentarios
El zurdo-Jesús Herrera
El zurdo Jesús Herrera fue la principal figura cubana en la fase de grupos. (Tomada de FIVB)

Transitando por diversos caminos -bastante diferenciados, por cierto-, con rivales de disímil índole en sus respectivos grupos, las selecciones de Cuba e Italia se colaron en la fase de octavos de final del XX Campeonato Mundial masculino de voleibol, que se disputa en las subsedes compartidas de Eslovenia y Polonia. Y este sábado, con sus respectivas armas, se verán net de por medio en la Arena Stozice, de Liubliana, capital eslovena. 

Y con varios días de antelación, ya se crean las condiciones y crecen las expectativas por el esperado duelo de ataque entre los hombres que han sido líderes de ambas escuadras. Pero hay más. Ambos fueron los máximos anotadores en los tres partidos de cada equipo. Me refiero al zurdo opuesto artemiseño Jesús Herrera y al atacador-auxiliar de elenco azurri Daniele Lavia.

Es cierto que el voleibol es un deporte colectivo en el cual juegan seis hombres. Pero los acomodadores de cada conjunto saben a quién se le debe enviar la pelota cuando el juego está cerrado y hace falta definir para avanzar en pos del triunfo. Y ellos fueron los "escogidos".

Por el grupo B, de los más complicados del torneo, los alumnos del técnico Nicolás Vives tuvieron una fase clasificatoria pletórica de altibajos: una victoria y dos derrotas, con 13 sets disputados de los cuales ganaron seis y perdieron siete, fundamentalmente por cometer la friolera de ¡114 errores no forzados!, además de mostrarse pálidos en el renglón de los servicios, la recepción y la defensa de campo.

A todo ello, unir la poca creatividad y demasiados pases errados de sus acomodadores Liván Taboada y Adrián Goide, una posición vital en el juego de voly. Así, es casi imposible saldar saldos favorables.

Del "saco" de esta pobre demostración, Cubahora saca al opuesto Herrera, que pedía la bola, atacaba en diagonal y por el centro, buscaba trabajar en el bloqueo y defendió bien sobre el mondoflex en los cotejos contra Brasil, Qatar y Japón, en los cuales anotó 18, 22 y 20 puntos, por ese orden. No había bloqueo contra él. 

El zurdo artemiseño se gastó una excelente fase de grupos, en la cual fue segundo en los liderazgos de puntos conseguidos (60) y mejor atacante (53), superado en ambos renglones por el neerlandés Abdel Aziz (85 y 68, respectivamente).

Además, debemos citar la actuación del defensa central Robertlandy Simón, quien terminó segundo en el liderazgo de bloqueo (9), superado por el japonés Taishi Onidera (10).

Mientras el siniestro halaba la carreta cubana, el diestro Lavia acabó con su ataque ante Canadá, Turquía y China, y devino pieza clave en el invicto de la escuadra azurri en el grupo E, en el cual no perdió ni un set. En total marcó 46 puntos, de esos 41 en ataque, cuatro bloqueos y un servicio.

Vale destacar que Lavia tiene en sus filas a un pasador del calibre de Simone Gianelli, quien terminó como cuarto mejor en esa posición entre todos los participantes, algo de lo que adolece Herrera.

Sin embargo, el porciento de ataque del italiano fue mejor (62.12%) con apenas siete errores, en tanto Herrera promedió para 57.61% y cometió 18 pifias, fundamentalmente con su saque contra la net. 

Pero como decíamos que el voly no es una modalidad de perfil individual, les comento que en el orden colectivo, Italia apenas cometió 62 errores no forzados en tres juegos. De ahí su invicto y liderazgo en el grupo que, no obstante, era de los más débiles.

Italia sale como favorito de los especialistas en este duelo contra Cuba. Y todos tienen razón. Pero ahora es "borrón y cuenta nueva", porque Cuba es mejor equipo que Canadá, Turquía y China. Solo que tiene que creérselo.

Las claves del triunfo según Cubahora: despertar ofensivo de los jóvenes estelares Miguel Ángel López, Osniel Mergarejo y Liván Osoria, de quienes tanto se habla en sus respectivas ligas foráneas; que le lleguen balones más precisos al gigante Simón por el centro de la net, y además, que éste se enrole más en su labor de bloqueador, y que Taboada o Goide muevan mejor sus manos para poner la pelota donde sus compañeros tengan menos rivales del otro lado. El sábado conoceremos el fin de esta historia. Esperemos.


El atacador-auxiliar Daniele Lavia encauzó la clasificación de Italia. (Tomada de FIVB)


José Luis López Sado

Periodista


Deja tu comentario

Condición de protección de datos