domingo, 21 de abril de 2024

Con Yarima y Leidis, Cuba cerró su participación mundialista

Una medalla y cuatro finalistas fue el saldo de la participación mundialista de Cuba en Cali...

Lilian Cid Escalona en Exclusivo 07/08/2022
0 comentarios
Yarima García
Yarima García cerró su participación con 23.46 segundos

El séptimo puesto de Yarima García en los 200m sumó los últimos puntos de la representación cubana en el Campeonato Mundial Juvenil de Atletismo.

García cerró su participación con 23.46 segundos, una marca que denota, ante todo, estabilidad. La ratificación de que vive un estado de forma positivo, de ahí

La prueba terminó con oro y bronce para Jamaica, con Brianna LYSTON (22.65) y Alana REID (22.95 PB) mientras que la estadounidense Jayla JAMISON (22.77 PB) ganaba la presea de plata.

Leidis Viamonte terminó oncena con 58.27 metros en el lanzamiento del martillo. La italiana Rachel Mori ganó el título con 67.21 metros seguida de la mexicana Paola BUENO CALVILLO (62.74) y la japonesa Raika MURAKAMI (61.45 SB).

La actuación cubana

Cuba finaliza con una medalla, la plata de Alejandro A. Parada en salto de longitud y cuatro atletas, el propio Parada, Josmi Sánchez (5to en decatlón), Yarima García (7ma en 200m) y Reynaldo Espinosa (8vo en 100m) ubicados entre los ocho primeros de sus pruebas.

Esta actuación iguala la más discreta de la historia de Cuba en estas lides que, según los datos de Alfredo Sánchez Barrios, databa de la edición de Beijing 2006, donde se ganó una sola presea, de plata, y cuatro atletas resultaron finalistas en sus respectivas disciplinas.

Ahora nuestro país acumula 88 preseas, de esas 29 de oro, 33 de plata y 24 de bronce.

Valoración

En general, la actuación superó las expectativas, sobre todo porque los atletas que alcanzaron las finales lograron superarse a sí mismos y esto es lo más remarcable.

Al margen de la medalla, que se lleva por lógica y derecho propio, el mayor crédito, hay que ponderar actuaciones como la del decatleta Sánchez, y los velocistas Espinosa y García involucrados en finales que no estaban en los planes de muchos.

Si entramos en detalles, quizás se podía esperar un poco más de Aniel Molina que llegaba con mayores posibilidades de lo que finalmente enseñó en Cali. El matancero quedó fuera de la final, saltando solo 7.45m en un año donde había logrado 7.95 y había superado la marca que hizo en Cali, en tres de las cuatro competencias oficiales que se le acreditan.

Ligeramente por debajo de lo que podía ofrecer también quedó la vallista Liliet Cabrera, eliminada en primera ronda de los 400m con vallas 1:00.73 minutos. La villaclareña había rebajado el minuto en sus incursiones domésticas, pero no pudo emular dicho rendimiento en la cita del orbe.

Obviamente, estas son solo consideraciones cuantitativas pues lo verdaderamente importante es la posibilidad que estos chicos y chicas han tenido de vivir una experiencia competitiva de alto calibre y las lecciones que sean capaces de extraer de ella para favorecer su crecimiento, tanto profesional, como personal.

Una actuación a destacar

Creo que varios de los cubanos sorprendieron, sobre todo porque superaron las expectativas que se cifraban entorno a sus actuaciones. Pero si hay que escoger, me decantaría por Yarima García, por la significación de los resultados.

La camagüeyana hizo cinco carreras, dos de 100 y tres de 200 metros y superó (con creces) sus marcas personales en ambas pruebas, destacando el doble hectómetro donde fue séptima, quebrando en par de ocasiones su cota.

Con Yarima se pactaron varios regresos y es que el recuerdo más cercano de la presencia de una mujer cubana en los 100m en estos Mundiales databa de 1994 con Dainelky Pérez, quien terminó octava con 11.58.

En los 200m, es apenas la cuarta ocasión que se presentan atletas de nuestra isla.  Desde 2014 no habíamos estado representados en una final de esta disciplina. En esa oportunidad Ariallis Gandulla fue sexta con 23.48. La mejor actuación data de 1988, la presea de bronce de Liliana Allen.

Lo que sigue

Aunque se espera la presencia de los saltadores Maykel Massó y Lázaro Martínez en algunos mítines de Europa, el mayor protagonismo recae sobre el Campeonato NACAC, previsto para los días del 19-21 de agosto en la ciudad de Freeport en Bahamas. Cuba prevé asistir con cerca de 30 atletas, cuyos nombres serán difundidos en los próximos días.

El evento regional regresa después de cuatro años. El Salvador (2007), Costa Rica (2015) and Canadá (2018) acogieron las ediciones anteriores. Bahamas cuenta con una sólida experiencia organizativa que incluye las tres primeras ediciones del Mundial de relevos de 2014 a 2017.

El campeonato otorga valiosos puntos para el ranking mundial, elemento clave de clasificación al Campeonato Mundial de 2023, previsto en Budapest, Hungría.


Compartir

Lilian Cid Escalona

Me gusta contar historias.


Deja tu comentario

Condición de protección de datos