viernes, 1 de marzo de 2024

Educación Vial en Cuba: para vivir más seguros (+Fotos)(+Infografías)

Ante la alta incidencia de accidentes de tránsito con consecuencias fatales para la vida, la educación vial y formación en los peatones y conductores se hace cada vez más imprescindible...

Yohan Amed Rodríguez Torres en Exclusivo 02/03/2020
0 comentarios
Escuela de Educación vial
Escuela de Educación Vial y conducción de La Habana. (Yohan Amed Rodríguez Torres / Cubahora)

Cada día ocurren en Cuba 29 accidentes de tránsito, según un informe de la Comisión Nacional de Vialidad y Tránsito en 2019. Ante la alta incidencia de estos accidentes con consecuencias fatales para la vida, la educación vial y formación en los peatones y conductores se hace cada vez más imprescindible.

Desde el 1ro. de agosto de 2010 la Asamblea Nacional del Poder Popular aprobó la Ley 109 que contiene el código de Seguridad Vial. Este código vincula a diferentes ministerios y organismos para fomentar el conocimiento de las normas y reglas del tránsito, la circulación y seguridad de las vías.

Perteneciente al Ministerio de Transporte, la Empresa de Educación Vial y Conducción, Tramos, tiene 15 Escuelas de Educación Vial y Conducción y una de Ómnibus y Camiones, diseminadas por todas las provincias del país. Estas escuelas no solo tienen la misión de formar conductores sino también instruir a toda la población.

En la intersección de Calzada entre las calles H e I, en el Vedado capitalino, se encuentra la Escuela Provincial de Educación Vial y Conducción de La Habana. Allí ofrecen cursos teóricos, de simulación y prácticos para todos los que lleguen al centro.


En las aulas están las condiciones para las clases teóricas (Yohan Torres/ Cubahora)

Para bridar esa formación, está articulada una relación estrecha con los ministerios de Educación y Educación Superior para brindar asistencia metodológica especializada y para la inserción obligatoria en el currículo escolar en todos los tipos y niveles de enseñanza de los contenidos relacionados con la educación vial para niños, niñas adolescentes y jóvenes.

“Nosotros queremos capacitar y ayudar en la capacitación de los profesores, porque se puede ser un buen profesor de cualquier materia, pero si además se vincula su asignatura como puede ser la Física, con la educación vial, a nosotros nos favorece”, afirma Francisco Buzón Macías, director de la escuela provincial en La Habana.


Francisco Buzón, Director de la Escuela de Educación Vial en La Habana. (Yohan Torres/ Cubahora)

Las escuelas provinciales no son el único lugar donde se puede aprender. También existen escuelas particulares de educación vial a las cuales la población también asiste con el objetivo de obtener luego la licencia de conducción. Estas escuelas están bajo el amparo de una licencia de cuentapropista y no están desarticuladas de las líneas de trabajo de la escuela estatal.

Los profesores particulares tienen que vencer el curso en esta escuela, aprobar un examen teórico y además dar una clase modelo para que su licencia sea aprobada. “Sin esa certificación que ofrecemos nosotros la licencia no es válida ni se debe dar”, afirma Buzón. Estos nuevos profesores son una extensión a los 34 que actualmente laboran en la escuela provincial.

¿CÓMO ACCEDER A LA ESCUELA?

Para matricular en la Escuela de Educación Vial y conducción de La Habana o la de cualquier provincia del país no están establecidos límites de edad, sexo o raza. El curso Teórico-Presencial tiene 2 semanas de duración a razón de 2 horas clases por día. Solo es necesario presentar carnet de identidad y 45 pesos moneda nacional para hacer efectiva la matrícula tanto en la sede de la escuela como en las aulas municipales que existen.

Las condiciones materiales para la enseñanza en la escuela están garantizadas. Aulas con capacidad de hasta 45 estudiantes con medios técnicos como pancartas con las señales del tránsito, pizarras y televisores permiten brindar este servicio. En las clases prácticas se utilizan autos de tres modelos diferentes con un instructor que acompaña a los alumnos en el proceso.

Algunos de los autos que se utilizan en estos cursos tienen más de diez años de explotación y los que han entrado no son autos nuevos. Actualmente no existe la posibilidad de ofrecer clases prácticas para ciclomotores. En este sentido los que necesiten las clases prácticas deberán acudir a instructores particulares o cuentapropistas.


Autos en uso para las clases prácticas de la escuela. (Yohan Torres/ Cubahora)

Para las clases prácticas de autos ligeros se recorren aproximadamente 20 kilómetros en 45 minutos. Algunas áreas de instrucción se encuentran en los municipios La Habana Vieja, Centro Habana y Plaza de la Revolución. Luego de vencer el examen teórico los futuros conductores tienen un permiso de aprendizaje de conducción.

“El profesor debe tener la capacidad pedagógica para lograr el desarrollo de hábitos y habilidades en el alumno, lograr empatía y comunicación así como la vinculación de lo teórico con lo práctico”, afirma Joaquín Castañé Rodríguez, profesor del curso práctico. Las clases que él imparte son personalizadas y evalúan la evolución de los estudiantes de manera progresiva.

En proyecciones futuras, Buzón y su escuela pretenden utilizar elementos multimedia en las clases e informatizar los cursos. Quisieran extender sus servicios hasta otras instituciones y centros universitarios. Está prevista la creación de un aula en la Universidad de Ciencias Pedagógicas “Enrique José Varona”. Ya se encuentra en funcionamiento el aula de la Universidad de La Habana en la Casa Estudiantil. De esta forma, colaborando con otros organismos, la población cubana aumenta su cultura vial y así previene la accidentalidad de este tipo en el país.


Compartir

Yohan Amed Rodríguez Torres

Licenciado en Periodismo. Guionista radial de espacios juveniles en Radio Progreso. Radialista apasionado Podcaster en entrenamiento. Aficionado a las tecnologías y al mundo geek. Narrador y melómano.


Deja tu comentario

Condición de protección de datos