martes, 21 de mayo de 2024

Costa Rica: ¿Presidencia en manos de indecisos? (+Fotos) (+Audio)

Un 32 % de los posibles votantes en las elecciones generales de este domingo hace pocas horas aún no sabían a quién escogerían como futuro presidente del país centroamericano...

Clara Lídice Valenzuela García en Exclusivo 06/02/2022
0 comentarios
elecciones CR 2022
Este domingo, los costarricenses fueron a las urnas para elegir al nuevo presidente del país entre 25 candidatos, mientras las encuestas indicaban que al menos un 32 % de los 3,5 millones de votantes convocados estaban indecisos sobre su preferencia.

Este domingo, los costarricenses fueron a las urnas para elegir al nuevo presidente del país entre 25 candidatos, mientras las encuestas indicaban que al menos un 32 % de los 3,5 millones de votantes convocados estaban indecisos sobre su preferencia.

Las dudas crecieron, según el Centro de Investigación y Estudios Políticos-Universidad de Costa Rica (CIEP-UCR), cuando la mayoría de los postulados enunciaban en sus campañas los problemas que afectan a la nación centroamericana, pero pocos aludieron a eventuales soluciones socioeconómicas.

Entre el 27 de enero y el primer día de este mes, el CIEP-UCR entrevistó vía internet a 1026 ciudadanos con derecho al sufragio, una muestra representativa de toda la población, a cinco días de la fecha electoral.

De acuerdo con los resultados de esa consulta, José María Figueres, por el Partido Liberación Nacional (PLN), cuenta con un 17 % de la intención de voto, seguido por Lineth Saborío, del Partido Unidad Social Cristiana (PUC), con un 12,9 %, y el pastor evangélico Fabricio Alvarado, del Partido Nueva República (PNR), con un 10,3 %.

En opinión de politólogos locales, también el hecho de que sean tantos los aspirantes en la arrancada, con discursos en ocasiones confusos, impide que los electores decidan, sin dudas, a quién entregarle el futuro de ese país de poco mas de 5 000 000 de habitantes, con un 28 % de ellos viviendo en pobreza.

CAMBIOS EN EJECUTIVO Y LEGISLATIVO

Hoy los ticas deben escoger, aunque se habla de balotaje, al presidente y dos vicepresidentes, además de los 57 diputados a la Asamblea Legislativas para el período de mayo de ese año a igual mes de 2026.

Medios de prensa locales entienden que, sacando las cuentas, cerca de 1 120 000 votantes habrán determinado sin mucha antelación a quien situarán en la primera magistratura.

Desde horas tempranas de la mañana abrieron las 6676 juntas receptoras de votos situadas en el territorio nacional.

¿POR QUIÉN VOTO?

A pesar de los debates en los que 25 candidatos expusieron sus programas de gobierno, aún existe un gran número de ciudadanos que no se deciden por alguno. (Foto: EFE)

Pocos dudan que la presidencia tica se definirá en balotaje, ya que, hasta el último momento, ninguno de los tres postulados con mayor número de intención de voto llegaba siquiera a la mitad del 40 % necesario para obtener la victoria.

Sin embargo, algunos estudiosos de la política costarricense consideran que pese a los pronósticos sobre Figueres, podría darse el caso de que no aparezca como ganador en esta jornada, dada la indecisión reinante, la cual incluso podría elevar el abstencionismo, que en 2018 llegó a un 35 %.

Distintas consultas preelección también prevén que podrían haber sorpresas entre los otros cinco contendientes con mayores posibilidades, como ha ocurrido en ocasiones anteriores. En ese grupo puntero no aparece el representante del oficialista Partido Acción Ciudadana (PAC), Walter Ramos, quien cuenta con el 1 % de posibles votos. Con la salida de Ramos, el PAC finaliza dos mandatos consecutivos ejercidos por Luis Guillermo Solís (2014-2018) y después el actual mandatario Carlos Alvarado. Los dos ganaron en segunda vuelta.

En 2021 detonó un escándalo de corrupción por una aparente red de sobornos a funcionarios a cargo de la construcción de carreteras, lo que tiene en prisión preventiva a los dos principales empresarios del sector y frenó las obras que el Gobierno de Alvarado ofrecía como legado, aunque asimismo afectó a otros partidos.

También en esa fecha, recordaron medios de prensa, reventaron casos judiciales relacionados con la penetración de grupos de narcotraficantes en sectores políticos, un tema evadido en la campaña.

Mientras, diputados de oposición que controlan el Congreso ponen cuesta arriba las medidas de ajuste fiscal que Alvarado propuso ese año para cumplir un acuerdo financiero con el Fondo Monetario Internacional (FMI), presentado como un salvavidas para las finanzas públicas.

CAMBIOS NECESARIOS

Costa Rica, como otros países latinoamericanos, forma parte de la lista de los más desiguales del mundo, incluso antes de la pandemia del COVID-19, precisa el “Informe del Estado de la Nación” del 2021. Después de casi dos años de la aparición de la COVID-19, los ticos siguen dando pasos hacia una sociedad con grandes diferencias socioeconómicas. El documento indica que no a todos los ciudadanos los golpeó por igual y que en el 2020 y el primer semestre del 2021 hubo importantes retrocesos en equidad social.

El deterioro se determina especialmente, dice, en el mercado de trabajo, que causa aumento del desempleo y reduce el ingreso de las personas, con el consecuente aumento en los niveles de pobreza.

Otras fuentes del alza en la desigualdad se determinan por el abandono del sector agrícola, uno de los grandes empleadores del país.

Motivaciones de la actual situación son también la corrupción institucional, sistemas fiscales no equitativos, privatización de servicios públicos y distribución injusta de la inversión y el gasto público.

Por tanto, los eventuales cambios en la estructura nacional pasan, si los hubiera, por modificar el modelo económico imperante, que potencia los aspectos macroeconómicos, como control de la inflación, disminución del déficit fiscal y un superávit en cuenta corriente que afecta los recursos que se destinan al sector social

LA COVID-19 ESTÁ EN EL AIRE

Asimismo, Costa Rica no resuelve la contención de la COVID-19, ahora en el pico de un cuarto brote. El Ministerio de Salud Pública informó el pasado viernes la detección de 7320 nuevos casos. Tal cifra eleva a 708 560 los confirmados desde marzo de 2020, cuando se instaló la pandemia en ese territorio centroamericano. Esta resulta, según la institución, la segunda cifra más alta de contagiados en 24 horas desde hace casi 23 meses.

Desde el primer brote se registran 7605 decesos. De ellos 2962 son mujeres y 4643 hombres, con edades entre cero a 103 años.

Para evitar que la COVID-19 impida la asistencia a los comicios, el Tribunal Supremo Electoral (TSE) anunció que quienes den positivo a la enfermedad o tengan síntomas sugestivos pueden asistir al sufragio.

Los resultados de los comicios se conocerán esta noche, anunció el órgano rector. El primer informe preliminar, refirió, estará listo a las 20:45 (hora local) poco después del cierre de las urnas a las 18:00 (hora local).

Este es el panorama que ofrecía Costa Rica, aún considerada una de las naciones felices del mundo, dado que desde 1948 y tras una guerra civil, abolió el Ejército nacional. No hay, por tanto, y según las autoridades, ni peligro de guerra ni de golpe de Estado.

Aun así es esta una mañana de indecisiones, en la cual la última palabra aún está por pronunciarse.


Compartir

Clara Lídice Valenzuela García

Periodista


Deja tu comentario

Condición de protección de datos