jueves, 1 de diciembre de 2022

Nuestro 13 de marzo

Agradecer lo que se tiene, sin dejar de trabajar duro por lo que no, es esencial también este 13 de marzo...

Alejandro Leonardo Benítez Guerra en Exclusivo 13/03/2020
2 comentarios
Estudiante-13 de marzo
los jóvenes de hoy y deben encarnar el pensamiento de Echeverría.

Cuando los jóvenes del Directorio Revolucionario decidieron tomar la historia por sus manos y asaltar el Palacio Presidencial —hoy Museo de la Revolución—, aquel heroico día de 1957, intentaron cambiar el curso del país al que amaban y por el cual se sentían responsables.

Firmemente convencidos de la justeza de su causa, actuaron sin otra motivación que el bien mayor, para arrancar de raíz los males que afectaban la república. Al frente tenían un líder indiscutible, uno de esos hombres capaces de mover pueblos: José Antonio Echevarría.

Las páginas de la historia suelen lucir épicas. En comparación, los sucesos de la vida actual se ven mundanos, e intentar equipararlos se torna sacrilegio porque, a fin de cuentas, quién de nosotros podría estar a la altura de Maceo, dónde se cosecha hoy la gloria del Moncada.

En efecto, estas analogías, muchas veces reservadas para la tribuna, alimento para la retórica gastada y los lugares comunes, parecen absurdas. Sin embargo, jóvenes decididos y valientes hay en todas las épocas. Entonces, ¿hoy dónde se lucha? ¿Por qué? ¿Cuál es nuestro 13 de marzo?

Poco se parecen la Cuba del 57 a la del 2020. En aquel tiempo el enemigo mataba en las calles, torturaba en los cuarteles, robaba, a la vista de todos, el futuro del país, pero hoy, ¿dónde está?

Aunque a veces se olvide, el enemigo, 60 años después, sigue siendo el mismo. La vida diaria del cubano, su constante batallar, la supervivencia salpicada de carencias y dificultades vuelve sencilla la crítica, pero pocos analizan la verdadera causa de las cosas. La historia de Cuba es la historia de sus relaciones con los Estados Unidos.

Dicen los psicólogos que la percepción, la forma en la que el cerebro entiende las cosas, es individual y está basada en la experiencia, pero el mundo se ha complejizado y hay cosas que nublan la vista.

Internet, prodigio de la tecnología, pone todo el conocimiento de la humanidad al alcance de un clic, pero también crea las mayores tempestades. Paralelamente al flujo de noticias que inunda las redes aparece otro, aún mayor, de informaciones imprecisas o burdas mentiras, que confunden y desinforman, sirviendo a los más diversos fines.

Cuba, donde parece que cada regla general de lo social, económico o político, se aplica de forma especial, tiene un sistema de medios informales albergado en internet, bien pagados en dólares, cuyo único objetivo es desinformar, desconocer, distorsionar.

Así, la primera clave para vencer este 13 de marzo pasa por saber dónde se está parado, quién es quién, dónde está la verdad. Como el pensamiento es el antídoto contra la incultura, fomentar el buen análisis, la discusión profunda, es fundamental. El estudio se vuelve más importante, y el de la historia, vital.

Luego, está la necesidad. El país tiene hambre de progreso, pero este no puede llegar por la vía fácil. Ciertamente, es difícil negar las bondades del capitalismo cuando se ve una foto nocturna de la ciudad de Nueva York, pero el capitalismo que le tocó a Cuba en el 57, y el que le tocaría hoy, no se parecería en nada al de la gran manzana.

Sería el capitalismo de las bandas armadas de México, de los narcotraficantes de Colombia, aquel donde gana cualquier candidato que apoyen los grandes medios (que es decir los ricos), que luego engaña al pueblo y se roba el país.

Yo me siento feliz de vivir en uno de los países más tranquilos del mundo, donde un padre puede darse el lujo de mandar a su hijo solo a la escuela, sin temor a que lo asalten, lo rapten o cosas peores. Uno los ve aquí, mochila al hombro y pañoleta al cuello, ir alegres a la escuela.

Agradecer lo que se tiene, sin dejar de trabajar duro por lo que no, es esencial también este 13 de marzo. Ya no estamos en 1957, las cosas no se resuelven a tiros. Ya no es una batalla directa. Entonces, hoy, nuestro asalto es en las escuelas, porque hay que saber, y en las fábricas, campos y empresas, porque hay que producir, y en las redes sociales, porque nadie puede venir a mentirme, y dondequiera que haya un problema, porque a veces no hay que ir tan lejos para encontrar la solución.

La batalla es contra ese viejo enemigo, pero también contra la apatía, las trabas y las viejas mentalidades que lastran el correcto funcionamiento de las cosas.

A fin de cuentas, a este país no le falta gente inteligente y trabajadora, y le sobran ganas de avanzar, oportunidades, y mucho de lo que le sobró aquel día a José Antonio Echeverría.


Alejandro Leonardo Benítez Guerra

Periodista

Se han publicado 2 comentarios


Carlos de New York City
 13/3/20 14:11

 "  ser Jovenes significa mucho en la Vida , es nacer y crecer , es mirar los valores , es mirar los principios y mirar con la dignidad humana que debemos de convivir y saber convivir con los demas, es ser Joven y  crecer madurando   cada dia , aprendiendo de los ERRORES que es de humanos Cometer, es CAHERNOS al Piso miles de veces sin importad nunca cuantas veces pudieramos cahernos pero es  cahernos y sabernos levantar, es asimilar esa cahida y el porque de la misma y es de no cahernos mas nunca de la manera en que nos tocara caher , la vida tiene muchos detalles , bellos y espontanios , la vida tiene tambien caminos muy TURTUOSOS y llenos de Piedras, aprendamos a no darle ningun traspie a las Piedras, sepamos agacharnos y apartarlas del medio, Aprendamos sobre todo como tenemos lo que tenemos en nuestra Juventud y manos y saber como llego a nosotros  siendo jovenes esa dicha y esos regalos que tambien nos da la Vida y el mismo Estado y Gobierno donde reciden Utds , sepamos valorar como llegaron a utds  y como esta Vida comaparandola con las demas de otros Estados y paises  que no tienen lo que tienen Utds para vivir , convivir y desarrollarse, porque nada es Eterno y mejos la Juventud porque ella Pasa inadvertidamente por encima de nosotros y lo unico que debemos de sembrarnos en nosotros es la GRATITUD y es el valor a la Verdad, el valor de saber reconoer lo que tenemos  y a quien le debemos  esa gratitud, porque antes que utds jovenes de Hoy , ayer y antier como antes siempre hubieron niños y Jovenes como Todos utds que nacieron un dia y se sacrificaron para que utds hoy con esta juventud sana, libre y soberana Puedan tener y reirse de vivir felices ajenos a el Mal y a la INHUMANIDAD con que se vive y hasta la misma juventud como utds de otros Paises y pueblos que no tienen ni tubieron la dicha de haber NACIDOS en Cuba Porque Cuba a pesar de las calamidades economicas y sociales que aun persisten durante mas de 60 años " Utds Pueden reirse y vivir Felices como Seres Humanos, hay quienes viven como animales y Bestias y sin embargo en paises desarrollados y con potencia  nucleares y hasta productores de estas mismas EPIDEMIAS  que ya Fidel Castro Ruz advertia a Cuba y al Mundo " De una Guerra  Bacteriologicas "  y hoy es VERDAD y sin embargo utds viven como soñara un dia Jose marti.

Damaris
 15/3/20 13:51

Como jóvenes que pertenecemos al movimiento estudiantil revolucionario cubano reafirmamos nuestros principios y teniendo como paradigma las palabras de José Antonio Echeverría  "Si caemos que nuestra sangre señale el camino de la libertad" luharemos por mantener esta libertad dede nuestras tricheras, estudiando cada día más, cumpliendo con nuestros deberes como miembros de la FEU para rendir honor a todos los que nos enseñaron el camino.

Damaris Jiménez Martín

Estudiante de Segundo Año de Medicina

53

Deja tu comentario

Condición de protección de datos