viernes, 9 de diciembre de 2022

Vuelve la lucha al Coliseo

Regresa el Torneo internacional de lucha Granma-Cerro Pelado...

Rafael Norberto Pérez Valdés en Exclusivo 17/02/2019
0 comentarios
Oscar Pino-Lucha-campeonato mundial de lucha
El súper completo Oscar Pino (estilo grecorromano-división de los 130 kilogramos), dos veces medallista en campeonatos mundiales, debe ser una de las figuras que llamen más la atención. (Roberto Morejón)

Otra fiesta de la lucha se encuentra al alcance de nuestras manos…

Y es que tras un par de domingos desde la celebración de su Gala, en el majestuoso Coliseo de la Ciudad Deportiva, de la capital cubana, han llegado los tradicionales torneos internacionales Granma (estilo grecorromano) y Cerro Pelado (en el de libre, tanto en la modalidad masculina como en la femenina).Se podrán ver a importantes figuras. Sí, de las que vale la pena seguir su andar.

“Esperamos una competencia muy interesante. Es importante por varias razones. Una de ellas es que podremos inscribir hasta tres atletas por división, y ello será una magnífica oportunidad para que se fogueen, nos dijo Luis de la Portilla, comisionado nacional, en declaraciones para los lectores de Cubahora.

Otro que nos ofreció declaraciones fue dijo Manuel Rodríguez, metodólogo de la comisión nacional, y jefe del arbitraje.

“Las inscripciones definitivas no se encuentran hechas todavía en el momento en que hablamos. No podemos hablar de forma definitiva de nombre o países. Pero esperamos a unos 90 luchadores visitantes, provenientes de 11 países naciones”.

Los primeros trascendidos reflejan que, salvo dos excepciones, saldrán a los colchones los mejores exponentes de casa.

Uno de los que no lo hará es el tres veces campeón olímpico Mijaín López (130 de la greco), como parte de una inteligente estrategia para tratar de alargar su brillante carrera deportiva y que pueda ir por una cuarta medalla de oro a los ya cada vez más cercanos de Tokio 2020. Se trata, por poner tan solo un ejemplo, de no someterlo antes de la hora cero a tener que estar bajando de peso.

“Mi principal rival es tener que hacer el peso”, me ha dicho más de una vez el gran campeón a lo largo de los últimos años.

El otro que no estará es Yasmani Lugo (98 de ese mismo estilo), subcampeón olímpico en Río 2016, al parecer con dificultades para hacer el peso requerido.

VARIOS MEDALLISTAS

Quiere decir lo anterior que en las filas cubanas se podrá observar a figuras tan respetadas como el grequista Ismael Borrero (quien compitiendo entonces en 59 kilogramo, antes de subir a la división superior, se convirtió en campeón mundial en Las Vegas 2015 y olímpico en Río 2016). Es el tercero de los medallistas de nuestro país en ese estilo en la cita brasileña antes mencionada. Los otros, como acabamos de escribir, fueron Mijaín López y Yasmani Lugo. Ese trío de presencias en el podio, valga el recordatorio, le permitió a los luchadores cubanos de ese estilo liderar la cita olímpica.

Y en esa modalidad, por mencionar a uno más, otro de los importantes es el super completo Oscar Pino, quien ha estado ocupando la plaza de Mijaín López, y, ni corto ni perezoso, ha logrado dos preseas de bronceen sus únicas presentaciones en esas justas, una en París 2017, y otra en el de Budapest 2018.

¿Llegará Oscar Pino más lejos en los mundiales de este año, en el que tampoco competirá Mijaín López? Bueno, si hicimos la pregunta es porque ello parece muy posible…

En la libre masculina tenemos a dos multimedallistas mundiales como Reineris Salas y Geandry Garzón, este último en un prometedor regreso a los colchones que hace pensar pudiera ir a buscar la medalla olímpica que le falta a los de Tokio 2020 (debe ser su última oportunidad de lograrla).

Y también a un medallista de bronce a ese nivel como Alejandro “Calabaza” Valdés (tiene deudas y puede llegar más lejos).

O a otro como Franklin Marén (bronce también en Budapest 2018)…

Ah, quisimos abrir otros dos párrafos para mencionar a un par de competidores que serán perseguidos por los imaginarios reflectores.

Uno es Yowlys Bonne (división de los 61 kilogramos), quien no se rindió, perseveró, y en el más reciente mundial, en octubre, en Budapest, llegó por primera vez a lo más alto de esos podios. Es que superó de una forma de veras espectacular sus dos bronces en Tashkent 2014 y París 2017.

La otra es Lianna de la Caridad Montero, quien aprovechó Budapest 2018 para llegar a un bronce que se convirtió en la primera medalla de una luchadora cubana en campeonatos mundiales de adultos. Ese trabajo resultó designado como “el suceso del año en Cuba”.

RIVALIDAD

Si nos guiamos por la historia, que tanta luz nos ofrece, debemos mantenernos atentos a lo que suceda en la libre masculina…

“Es tradicional la rivalidad en nuestro estilo entre los estadounidenses y los cubanos. Si fuera así ahora en el Cerro Pelado ello, como es lógico, nos ayudará en la preparación para los Juegos Panamericanos de Lima 2019”, comentó Julio Mendieta, el destacado jefe de entrenadores.

Los de libre, valga el recordatorio, se encuentran preparándose también para la Copa del Mundo, a la cual se ganaron el derecho de asistir debido a su muy meritorio cuarto lugar en los campeonatos mundiales de Budapest 2018.

Quedan dos preguntas:

¿Los horarios de los duelos en el Coliseo? A partir de las 10 de la mañana. Los dos primeros días, domingo y lunes, dedicados a la greco. Martes y miércoles a la femenina. Jueves y viernes la libre masculina. El primero de cada uno de esos días será para las clasificaciones. Y el segundo a las finales, previstas desde las dos de la tarde. Esa en realidad será la hora cero.

¿Y recuerda el lector que la lucha fue considerada el mejor deporte en Cuba durante al año 2018? En el 2019 ellos quieren más…


Rafael Norberto Pérez Valdés


Deja tu comentario

Condición de protección de datos