lunes, 4 de marzo de 2024

Triplistas y garrochistas por lucirse en Estambul

Con la ausencia a última hora del campeón olímpico en vallas cortas, Dayron Robles, las esperanzas cubanas en el mundial bajo techo se centran en triplistas y garrochistas..

Joel García León en Exclusivo 07/03/2012
0 comentarios
Yarisley Silva
Yarisley Silva salto con garrocha.

La XV edición de los campeonatos mundiales bajo techo (9 al 12 de marzo) se antoja una de las más difíciles para la comitiva cubana, no tanto por lo reducida (10), sino por la calidad que se vislumbra, la declinación a participar por una lesión del vallista Dayron Robles y la cercanía de esta lid a los Juegos Olímpicos de Londres.

Si bien es cierto que el monarca defensor de Doha 2010 y oro olímpico en Beijing 2008 no había lucido su esplendor en la temporada a pista cubierta, la confianza en sus posibilidades para subir al podio siempre era grande, sobre todo porque ha demostrado, en más de una ocasión, ser un atleta hecho para los grandes momentos, y este lo era frente a su eterno rival, el chino Liu Xiang.

Sin embargo, la retirada a tiempo equivale también a una estrategia mucho mejor pensada de conjunto, pues un empeoramiento de la lesión, unido a un resultado no acorde a su talla de campeón, tendrían consecuencias peores de cara a la cita londinense.

De ahí que el peso de la delegación recaiga, como históricamente ha sido, en los eventos de campo, que acumulan 30 de las 43 medallas de Cuba en estas lides universales bajo techo, de ellas 11 de oro, lideradas por los triplistas, que han sido los más premiados, con 15 preseas (2-7-6).

A la favorita Yargelis Savigne, oro en Valencia 2008 y plata hace par de años en Doha, se le suma ahora la subtitular al aire libre del 2009, Mabel Gay, quienes tendrán que formar un binomio capaz de sobrepasar los 14,60 metros para intentar colarse en el podio. “No quiero regresar sin medallas, aunque será muy reñida y difícil esa prueba. Para eso me estoy preparando”, declaró en un breve diálogo con este reportero en los predios del Estadio Panamericano de La Habana.

Entre los hombres, Alexis Copello, ya sabe lo que es acariciar medallas del orbe, pero a cielo descubierto, nunca cuando se trata de escenario cubierto, como el que encontrará en  Estambul. Quizás el empuje de uno que sí le ha ido de maravillas en estas lides, David Giralt (plata en 2008 y bronce en 2010), rinda frutos ahora y tengamos que comentar luego de sendas faenas excelentes por parte de la escuela cubana de triple salto.

Otras dos cartas con buenas aspiraciones son los pertiguistas Lázaro Borges y Yarisley Silva, quienes ya enseñaron las credenciales en el 2011, con una plata y un quinto puesto, respectivamente, en el torneo mundial al aire libre en Daegu. Es cierto que hay pequeñas diferencias entre saltar con las garrochas al aire libre y bajo techo, pero la preparación y la gira previa confirman que son candidatos a medallas, pues los 5,72 metros de Borges y los 4,72 de Silva están dentro del entorno de los cinco primeros en el planeta hoy.

Aunque Dayron estará de espectador en casa, su joven compañero Orlando Ortega sí se alistará en la línea de arrancada de los 60 con vallas en la búsqueda de una final que para él sería su mayor triunfo, pues se estrenará con lo que más vale y brilla de este evento en el orbe.

Finalmente, la comitiva se completa con los balistas Misleidis González (17,57 como lo mejor de este 2012) y Carlos Veliz (19,74), y el heptalonista Yordanis García. En el caso de los dos primeros tendrán que superar sus topes si quieren, al menos, aportarle puntos a la delegación; en tanto, nuestro único representante para las pruebas múltiples deberá aprovechar desde el inicio cualquier fallo de sus rivales para intentar marcar diferencia.

Ubicada entre las siete mejores delegaciones en la historia de estos eventos mundiales con 15 títulos, 16 platas y 12 bronces, Cuba tiene el compromiso de retornar de Estambul con no menos de tres preseas, con las mayores opciones para Yargelis, Copello y Borges. ¿Qué opina usted?

 


Compartir

Joel García León


Deja tu comentario

Condición de protección de datos