martes, 21 de marzo de 2023

Todavía desafían cinco devastadoras olas

Seis elencos cubanos conquistaron el visado para las lides mundialistas de sus categorías. El sub 21 de caballeros conquistó el segundo escaño en Brno, República Checa...

Abelardo Gregorio Oviedo Duquesne en Exclusivo 23/07/2017
0 comentarios
Voleibol masculino equipo U-21
El equipo U-21 masculino fue el primero en clasificar y el lograr el visado para los respectivos campeonatos mundiales.

Casi todas las especialidades de los deportes con pelota han fijado actividades de alto nivel para este verano y, por lo tanto, un singular nivel de emotividad domina el entorno festivo de muchas localidades del planeta.

Ahora marca el ambiente del voleibol un sendero identificado por la paridad cualitativa entre los elencos pertenecientes al Nivel Absoluto. Esa realidad encarece el ascenso de cualquier interesado en acceder a esa altura. La federación cubana tiene amplia información acerca del riesgo que corren en este primer tramo del cuatrienio y por eso sus técnicos trabajan para asistir con seis ranqueados colectivos (cuatro de playa y dos de sala) al jolgorio que organizará Tokio en 2020.

En el pasado ciclo los seleccionados del país carecieron, en gran medida, del brillo habitual en los cardinales eventos del hemisferio occidental, como fueron los Juegos Deportivos Centroamericanos y del Caribe de Veracruz (CAC) y los Juegos Deportivos Panamericanos de Toronto, Canadá (JDP). En la despedida del segmento, 2016, los muchachos anunciaron su nueva proyección, pues ganaron el Preolímpico Norceca celebrado del 8 al 10 de enero en Edmonton, Canadá. Así, tras una docena de temporadas regresaron a ese cotizado escenario. Las muchachas sí perdieron la opción de comparecer al XXXI jolgorio de la Era Moderna (JJ.OO.) organizado, del 5 al 21 de agosto, en Río de Janeiro.

Pero, como los integrantes de las preselecciones ya muestran apropiada envergadura, seis colectivos de las divisiones inferiores lograron el visado para sus respectivos campeonatos mundiales. El primero en clasificar fue el U-21 masculino. Hace unas semanas (23 de junio al 3 de julio) esos jovencitos concurrieron al torneo universal en República Checa. Y festejaron en las ciudades checas de Brno y Ceske Budejovice, pues escalaron al segundo escaño y sobrepasaron las expectativas de la FCV para el clásico.

La performance sucedida en la nación centroeuropea ayudará a elevar la autoestima en los otros combinados mundialistas. Esa cualidad será determinante, además, para recuperar el cetro de los Juegos Deportivos Centroamericanos y del Caribe (CAC) que acogerá Barranquilla, Colombia, en el verano próximo. Allí los jovencitos que integren la nómina exhibirán la maestría suficiente para sortear las veleidades del organigrama de la añeja liza organizada en la urbe llamada Puerta de Oro de Colombia, durante la inauguración de los V Juegos Centroamericanos y del Caribe, en 1946.

PRONTO…

Omelio Castillo, jefe de la comisión técnica de la federación nacional, declaró recientemente: “Todavía restan por competir los eventos de las categorías U-19 y U-23. Ambos ocurrirán a sus respectivas lides entre el 18 al 27 de agosto. El primero tendrá como escenario a Bahréin. El segundo a Egipto.

”Las muchachas de edad inferior a 18 años jugarán del 18 al 27 del mes más caluroso del verano, en la República de Argentina. En julio y septiembre competirán en México y Eslovaquia las pertenecientes a las categorías U-20 y U-23, respectivamente. Las primeras, durante la primera quincena de julio. Las mayorcitas entre el 27 de agosto y el 3 de septiembre.  

”Participaremos en casi todas las competencias de alto nivel previstas para los/as voleibolistas menos expertos. Esas comparecencias nos brindarán la posibilidad de mantener a nuestros atletas compitiendo en el rango mundial de sus categorías; y buscar los niveles de rendimiento que nos permitan volver a los planos estelares como en décadas pasadas.

”La matrícula en la escuela nacional es de 36 jugadores y debemos cubrir todos los compromisos. En el caso de las divisiones U-19 y U-18 acudiremos también a jugadores que se ejercitan en provincia y, como pertenecen a nuestra planificación, pronto ingresarán en el centro. No vaticinamos, tácitamente, el rendimiento de nuestros representantes en las competencias mencionadas. El compromiso es quedar a la mitad de la clasificación general de los encuentros. Por ejemplo, si asistimos a una lid que posee veinte competidores, pretendemos terminar, como mínimo, entre los diez primeros… y así sucesivamente. Abrazamos optimistas proyec-ciones, pues varios talentosos muchachos, debido a su edad, repetirán en las selecciones del país. La presencia en un clásico mundial acrecienta la progresión competitiva del voleibolista. Y esa realidad también favorecerá la conformación de una preselección más fuerte para los próximos Juegos Deportivos Centroamericanos y del Caribe (CAC) que organizará Barranqui-lla, Colombia”.

Por las demostraciones apreciadas en las fiestas de los XXXI Juegos de la Era Moderna en la Ciudad Maravillosa, tendrán muchas atmósferas las duelas enumeradas. Así, los técnicos deberán estabilizar temprano, en algunos casos, e incrementar en otros, las capacidades físicas, técnicas y volitivas de sus alumnos. Porque los entornos ahora son tan peligrosos como apostar en la ruleta rusa.


Compartir

Abelardo Gregorio Oviedo Duquesne


Deja tu comentario

Condición de protección de datos