jueves, 8 de diciembre de 2022

Sin paños tibios

El badmintonista cubano Osleni Guerrero quizás se enfrente al torneo más difícil de su carrera deportiva...

Rafael Norberto Pérez Valdés en Exclusivo 27/04/2017
0 comentarios
Osleni Guerrero
Osleni ocupa el lugar 190 en el ranking mundial.

Vamos a escribirlo sin paños tibios. Al iniciarse este jueves el XXI Campeonato Panamericano de Bádminton (categoría de mayores), esta vez solo individual, en el Coliseo de la Ciudad Deportiva, en La Habana, cabe preguntarse si será este el torneo más difícil en toda la vida del cubano Osleni Guerrero. ¿Podrá llegar a ensartar con su raqueta una medalla? Si me voy a equivocar en este caso, más allá de sus posibilidades muy reales, prefiero ser prudente a la hora de teclear. Y así no le echo leña al fuego de la presión…

Miguel Díaz, el entusiasta presidente de la Federación Cubana, nos comentó hace unos días cómo veía las posibilidades.

“Es verdad. Osleni no debe ganar. Viene, por ejemplo, el brasileño Ygor Coelho, que es el mejor del continente (…) Osleni tiene que hacer el mayor esfuerzo. Queremos que se ubique entre los cuatro primeros”.

No olvidamos, cuando nos preguntamos sí sería el torneo más difícil en la vida del habanero, por citar un solo ejemplo, que estuvo hace menos de un año en una porfía mucho más exigente: los Juegos Olímpicos de Río 2016, celebrados del 5 al 21 de agosto.

Pero… (siempre hay un pero) el compromiso, o las expectativas de entonces, eran menores. Le bastaba el propósito, ya realizado antes del primer raquetazo, de haberse convertido en el primer badmintonista cubano en competir en las citas de los cinco aros. Si era posible, incluso, lograr la primera victoria en ellos (como la consiguió). Y fue ante otro público. Ahora, en las gradas, deseando quizás más de lo posible, se encontrarán sus compatriotas, sus admiradores, su familia…

“Osleni, Osleni, Osleni”, escuchará gritar ahora para bien (si le da ánimo y fuerzas), o para mal (si la presión lo desconcentra).

MÁS DIFÍCIL

Y flotando en el Coliseo, sí, presionando, un elemento que en realidad no tiene mayor importancia a la hora de pronosticar en esta ocasión: lo hemos visto ganar aquí en seis ocasiones el torneo internacional Giraldilla, la última de ellas, en su edición 18, como reflejamos aquí en Cubahora, celebrada hace pocos días, del 23 al 26 de marzo. Pero ahora, ¿lo escribimos con claridad?, la situación es más difícil por el nivel de algunos competidores.

Es verdad que su descenso en el ranking mundial, en el que ahora ocupa el lugar 190, se debe a que desde Río 2016 no compitió hasta este Giraldilla. Pero… (siempre hay un pero) también lo es que tiene por delante en la lista de América a siete competidores. En definitiva, fue ubicado como cuarta siembra. El brasileño Ygor Coelho (número 62 del ranking mundial), hasta ahora un verdugo para él, puntero en la lista del continente, fue el de la primera. Y como segunda y tercera anclaron los estadounidenses Bjorn Seguin (135) y Howard Shu (150).

BLOQUE ESPECIAL

Una nota calientica: Hace unos días, después del Giraldilla, Guerrero no pudo incluirse entre los cuatro finalistas del Challenger de Perú, donde también había realizado antes una base de entrenamiento. Lo sacó del camino Coelho, quien lo ha derrotado tres veces. La pizarra, buen elemento, resultó reñida: 22-20 y 21-19, en 39 minutos de fuerte disputa. Los otros éxitos del sudamericano, de 20 años de edad, contra el capitalino, de 27, fueron el año pasado. El primero en el internacional de Perú (17-21, 21-18, 21-18). Luego en el Challenger de Guatemala (21-19, 21-13).

Una noticia (no quiero calificarla de buena): Trascendió que no vendría el guatemalteco Kevin Cordón (166 del ranking mundial), campeón de los Juegos Panamericanos de Guadalajara 2011 y de Toronto 2015. En el primero de ellos venció por el oro a Guerrero. En otros momentos también ha sido una molesta espina clavada.

Una buena noticia: Aunque es cierto que Guerrero no ha podido con Coelho, si ha derrotado más de una vez a Seguin y Shu.

Y una noticia mejor: Coelho y Guerrero solo podrían enfrentarse en esta ocasión en una posible discusión de la corona.

No se olvida: Este será un campeonato continental, y Osleni Guerrero tiene medallas de plata en los Juegos Panamericanos de Guadalajara 2011 (perdió, como ya escribimos, ante Cordón), y de bronce más acá en los de Toronto 2015. Vamos, que más allá de las quizás sanas precauciones que seguimos al escribir, por aquello de las falsas expectativas, puede subir al podio.

¿BOLA DE CRISTAL?

Los volantes surcarán el aire en el Coliseo hasta el próximo domingo, golpeados por unos 80 jugadores provenientes de 11 naciones, entre ellos ocho de casa, entre los cuales los imaginarios reflectores se dirigirán hacia Guerrero. La camiseta de casa la vestirán también Leodannis Martínez, Ángel Herrera y Lázaro Madera, y en el femenino Taimara Oropeza, Adriana Artiz, Thalía Mengana y Yeily Ortiz.

Roberto Mollinedo, jefe de entrenadores de los cubanos, nos dijo:

“Los muchachos se encuentran bien. La mayoría de ellos con falta de experiencia. El martes comenzaron a beneficiarse, para adaptase, con las superficies de Taraflex montadas en el Coliseo. Ellos, como se sabe, entrenan en la provincia de Cienfuegos”.

Las listas preliminares, pendientes del consejillo, y de cualquier cambio de último momento, marcan así la participación: Canadá (15), Perú (12), Guatemala (9), Cuba, México y República Dominicana (8), Estados Unidos (7), Chile (4), Brasil (3), Colombia y Ecuador (2).

Como no tenemos una bola de cristal habrá que esperar para conocer la respuesta a las preguntas del momento. ¿Osleni Guerrero con medalla? ¿Una final ante Coelho? ¿Un desquite contra él? ¿Fuimos demasiado conservadores al escribir?


Rafael Norberto Pérez Valdés


Deja tu comentario

Condición de protección de datos