domingo, 21 de abril de 2024

¡Qué suerte, Ivanchuk!

Apuntes tras convertirse, hace unas horas, en campeón mundial de Partidas Rápidas, en el que Leinier Domínguez terminó décimo...

Rafael Norberto Pérez Valdés en Exclusivo 30/12/2016
1 comentarios
Leinier-Ivanchuk
Una partida entre Vassili Ivanchuk (izquierda) y Leinier Domínguez.

Hemos tenido que cambiar  los planes. Al inicio el propósito era esperar a que ayer (viernes) terminaran los Campeonatos Mundiales de Partidas Rápidas y Blitz, en Doha, Qatar. ¡En realidad  estos apuntes sobre esos torneos de ajedrez no deben esperar más!

Es que finalizó el de la primera modalidad, con duelos pactados a 15 minutos. Y el cubano Leinier Domínguez logró una muy buena ubicación: décimo lugar  (el llamado top ten) entre 106 jugadores. Lo consiguió con 9.5 puntos (seis triunfos, siete tablas, dos reveses). No fue todo: si no iba a ganar él, ¿quién hubiéramos deseado la mayoría de nuestros compatriotas que conquistara la corona? El ucraniano Vassili Ivanchuk, por ser un frecuente asistente a nuestros torneos Capablanca, el máximo rey en ellos (con siete triunfos), amigo de nuestro país, simpatizante de José Raúl Capablanca (campeón mundial absoluto de 1921 a 1927), hombre que se comunica también en español, que conversa con quién se le acerca. Claro, es verdad que no vive sus mejores momentos en los tableros. Pero… ¡ganó!

Un apunte: en la jornada del adiós uno de los duelos resultó el de Vassili Ivanchuk (Elo de 2771 en partidas rápidas) contra Leinier Domínguez (mejor coeficiente: 2803). Y ninguno de los dos salió disgustado de frente al tablero. Es decir, dividieron el punto.

Bueno, ya sacamos hacia adelante el primero de los peones. Uno de los caballos. Y después lo haremos con uno de los alfiles.

Queremos, con todo el respeto de siempre para Ivanchuk, seguir nuestros apuntes concentrándonos en Leinier, campeón de 2008, quien ahora trabajó para un perfomance rating de 2 mil 798.

BALANCE DE LEINIER

Los seis triunfos de Leinier fueron ante el argentino Diego Flores (2612), el egipcio Bassem Amin (2691), el bielorruso Sergei Zhigalko (2664), el azerí Rauf Mamedov (2636), el chino Chao Li (2758), y el armenio Levon Aronian (2770).  

Las siete divisiones del punto le llegaron contra el ruso Alexander Riazantsev (2671), el holandés Benjamín Bok (2589),  el ucraniano Olexandr Borthyk (2678), el vietnamita Troung Son Nsuyeb Ngoc (2705), el ruso Alexander Grischuk (2767),  el azerí Shakhiyar Mamedyarov (2805), y el mismísimo Ivanchuk (2771).

¿Los reveses? Como ya sabemos fueron solo dos. El primero ante el ucraniano Anton Korobov (2739). Y el segundo, jugando con piezas negras, contra el chino Yangyi Yu (2743), en la decimoquinta y última ronda, suficiente para obligarlo a descender en la tabla final de posiciones. El desenlace, según leímos en el sitio digital Jit, llegó en 49 lances de una apertura Escocesa.

Un datico antes de seguir escribiendo y pasar a Ivanchuk: el noruego Magnus Carlsen (2906), el intocable hoy del ajedrez, el campeón mundial absoluto, coronado de nuevo hace pocas semanas, terminó el primer día relegado hasta el puesto 20.

ESPACIO PARA EL CAMPEÓN

Claro que no resultó nada fácil el camino de Ivanchuk hacia la cúspide. Logró 11 puntos de 15 posibles. Y con ellos terminó empatado con Grischuk y Carlsen, por lo que salió con la ventaja que lo coronó cuando se aplicó el sistema de desempate.

Una satisfacción adicional para Ivanchuk: entre sus éxitos se incluyó uno ante el gran Carlsen.

Y, por supuesto, queremos volver a mencionar la felicidad de muchos cubanos por su gran triunfo, su desempeño tan sólido, hasta la llamada “suerte” en el desempate.

No hemos justificado todavía nuestro título (¡Qué suerte, Ivanchuk!). Y, en este caso, me veo obligado a relatar algo de mi experiencia personal. Hace unos meses escribí una crónica (¡Si me leyera!), publicada en la revista Bohemia, en la que contaba mis dificultades buscando una entrevista nunca lograda con Ivanchuk. Ese material me llevó hace unas semanas a la provincia de Cienfuegos, invitado por ser una de los seis finalistas en el Concurso Nacional de la Crónica Miguel Ángel de la Torre. Y, en fecha coincidente, ganó en ese género el Concurso Nacional de la Prensa Deportiva José González Barros.

Gracias, Ivanchuk, por la dicha que lo allí contado me dio… Pero, más allá de todo eso, continuo esperanzado en que podamos lograr esa entrevista que no ha cuajado (¡hasta ahora!).

Eran apuntes obligados antes de que se decida hoy quién será el campeón mundial en la modalidad Blitz, con partidas a tres minutos. Estaremos atentos a Leinier y… ¡a Ivanchuk!


Compartir

Rafael Norberto Pérez Valdés

Se han publicado 1 comentarios


I Glez
 20/1/17 10:42

Afortunadamente tanto el nuestro como el campeon en el Blitz esta en una muy buena forma deportiva.

 

Congratulaciones para este fin del 2016, espero q ambos tengan un 2017 prodigo en buenos resultados en los torneos en q participen.

Deja tu comentario

Condición de protección de datos