martes, 28 de mayo de 2024

Pinar del Río arde de felicidad en pelota

Octavo play off consecutivo que pierden los espirituanos...

Norland Rosendo González en Exclusivo 01/02/2021
0 comentarios
Reinaldo Lazaga Hernández
Los Vegueros de Pinar del Río lograron su clasificación para la semifinal del Béisbol cubano

La historia de los Gallos espirituanos en postemporada es muy triste. Llevan ocho play off perdidos al hilo, desde que ganaron en cuartos de final de la serie 47 ante el extinto equipo Habana y luego fueran víctimas de Pinar del Río por 4-3 en la semifinal. Ahora, los Vegueros vuelven a ensañarse con ellos y los doblegan nada menos que por limpieza, 3-0.

Después de una campaña exitosa que los llevó a concluir en el primer lugar de la tabla de posiciones, los emplumados de Eriel Sánchez son los primeros en decir adiós, tras ceder dos veces en extrainning y la otra por nocaut.

Pinar del Río fue muy superior en lo competitivo y aún más en lo psicológico. Ni este domingo, cuando estuvieron debajo en la pizarra por 1-5, los de Vueltabajo dejaron de jugar lineal, enfocados en el choque y lograron remontar par de veces. Una a mediados de juego y la otra a falta de tres outs para estirar el duelo y poco después que los Gallos habían conseguido un golpe de autoridad en la parte alta del noveno con protagonismo de los primos Frederich y Geyser Cepeda, quienes pegaron hit y doblete, respectivamente, ante el cerrador Raidel Martínez, con todo y que se presentó lanzando llamas por encima de las 95 millas por hora.

Pero el pitcheo de los espirituanos no pudo aguantar, ni porque tenía enfrente a la ofensiva más pobre de los ocho equipos clasificados y menguada aún más por la ausencia de William Saavedra, lesionado en el segundo partido.

Tampoco se le podía pedir más a Pedro Álvarez, quien venía trabajando desde el cuarto inning cuando los Vegueros se rebelaron ante el abridor José Eduardo Santos. Para muchos, era hora de traer al cerrador Yanieski Duardo o a Yuén Socarrás, si era la idea del colectivo técnico, como hicieron después en una situación más complicada.

Los Vegueros empataron en la parte baja del noveno y dejaron al campo a los Gallos en el inning siguiente, con un error del paracortos Daviel Gómez en un intento desesperado, pero posible, de sacar out en home.

De la fórmula Triple M: Frank Luis Medina, Liván Moinelo y Raidel Martínez, el último no estuvo fino, pero fue, cosas de la pelota, quien se adjudicó el éxito, que colocó a los pinareños en una semifinal que por ahora no tiene fecha. 

A Urquiola Jr. le salió de maravillas la estrategia trazada cuando entregaron el último juego de la clasificatoria para enfrentar en el primer cruce a los Gallos. Después que estos les ganaron por 4-2 en la semifinal del campeonato 41, aquel en que Oscar Gil ponchó a Frederich Cepeda con las bases llenas para darle a Holguín su único título en series nacionales, Pinar del Río no ha perdido más play off con los del centro: llevan cuatro ganados en línea, los tres últimos en cuartos de final, pero nunca había sido por barrida.

Algunos alegan que el equipo espirituano no estaba en la mejor forma para un play off tras muchos días de aislamiento y pocas jornadas de entrenamiento, y es un argumento de peso, científicamente contundente. En cualquier análisis, no se puede soslayar el titánico esfuerzo, a veces con más corazón que condiciones, de los jugadores espirituanos.

Hoy lunes puede concluir el otro duelo que queda con vida en esta accidentada postemporada. Granma está a un triunfo de dejar fuera a Industriales, que hasta este año había sido su verdugo implacable con ocho éxitos al hilo sin derrotas, y nueve, si sumamos el del martes pasado.

Pero entre Lázaro Blanco y César García han anulado la ofensiva de los habaneros, que llevan 18 inning sin marcar carreras. Así de irónico e impredecible suele ser el béisbol. En este pareo se auguraba mucho bateo, mientras en el de Sancti Spíritus y Pinar del Río la apuesta era por el pitcheo; y en la práctica se intercambiaron los papeles.

Se debe repetir este lunes el mismo duelo del choque inicial: Bryan Chi por los Leones y Leandro Martínez es la carta de los Alazanes, al tiempo que sigue la expectativa por ver quién sacude el primer jonrón entre los sluggers Lisbán Correa y Alfredo Despaigne. A propósito, en todos los juegos de la postemporada se ha pegado al menos un palo de vuelta completa.

Cuando concluya el play off entre GRA-IND, se detienen las acciones debido a la compleja situación epidemiológica en Cuba y su impacto en dos equipos: CFG y SCU. La Comisión Nacional de Béisbol decidió no continuar el enfrentamiento Santiago de Cuba-Las Tunas ni empezar el Matanzas-Cienfuegos, y esperar a que mejoren las condiciones para reanudar la postemporada.

Justo acuerdo: que el terreno diga la última palabra y no una pandemia que tiene en jaque al mundo.


Compartir

Norland Rosendo González

Vivo de aprender todos los días a contar historias. Ya voy por el prescolar en la escuela de la vida. Me escapo del mundo para ver un juego de béisbol.


Deja tu comentario

Condición de protección de datos