jueves, 25 de abril de 2024

Mijaín (el casi invencible)… ¡cinco de oro!

Un récord para luchadores en Juegos Panamericanos...

Rafael Norberto Pérez Valdés en Exclusivo 09/08/2019
0 comentarios
Mijaín López-quinto título panamericano-Lima
Mijaín López ganó sin sudar a fondo.

Estaba todavía algo sudoroso y sin quitarse la trusa… Cuando hace cuatro años, en Toronto 2015, el legendario luchador cubano Mijaín López ganó su cuarta medalla de oro en Juegos Panamericanos me sorprendió con una frase: “Quizás estos no sean mis últimos Juegos Panamericanos”. Me pareció que era tan solo un embullo inicial. Y que se retiraría después de los Juegos Olímpicos de Río 2016, en los que subió por tercera vez a lo más alto. Pero este jueves (8 de agosto) demostró en los de Lima 2019 que no era un embullo.

Y fue a Lima para impulsar a la delegación, con su presencia, su ejemplo, sus consejos…

Y ser el abanderado de la delegación por novena vez…

Y para redondear el récord de alcanzar una quinta medalla de oro…

Y para ratificar que la suya, una vez más, era la corona más segura de toda la embajada deportiva cubana…

Ninguno de sus rivales, como era de esperar, lo obligó siquiera a apretar un poquito el acelerador de su potente acelerador.

Al colchón llegó hasta bien peladito bajito, una señal que podría interpretarse como que llegó bien arreglado a su fiesta.

La fiesta, vamos a repetirlo con toda intención, de una quinta medalla de oro en Juegos Panamericanos.

Era algo de lo que no se podía dudar, pero todo se confirmó al escuchar unas declaraciones realizadas casi antes de luchar.

“Estoy loco por entrar al colchón. Eso es lo que falta. Mi mayor enemigo ha sido ajustarme al peso corporal. Y cuatro días antes estoy solo un kilogramo por encima. Ése lo bajo fácil. No recuerdo que algo así me haya ocurrido antes”, dijo feliz.

LOS COMBATES

A Mijaín le tocó debutar por la mañana contra el argentino Luciano del Río, a quien no debe haberle sorprendido ser eliminado por superioridad técnica (8-0).

En la próxima salida, también matutina, le tocó un posible rival que se presagiaba más difícil, el chileno de origen cubano Yasmani Acosta, bronce en los Campeonato Mundiales de París 2017, quien durante nueve años hasta 2015 se mantuvo en la preselección de nuestro país. Es decir: se formó y desarrolló aquí. Y se benefició de haber entrenado años con Mijaín, lo que contribuyó a su desarrollo. Una información: había dicho que pensaba ganarle a nuestro campeón.

En un abrir y cerrar de ojos Mijaín lo puso pasivo (1-0). Lo llevó a la posición de cuatro puntos, y con su fuerza de siempre, le aplicó un desbalance y marcó dos puntos más (3-0). Mijaín comprobó que Acosta se defiende bien en cuatro puntos. Y decidió no gastar fuerzas en esa posición (o pólvora en salvas). Entonces decidió continuar su trabajo arriba y esperar seguro el paso del reloj.

LA FINAL

¿Y el combate ya por la de oro? Un oponente sin demasiado currículo, el venezolano Moisés Pérez, envuelto ya en el mejor resultado de toda su historia. Sí, imagino que hubiera preferido en la final a Acosta, más hecho, pero la competencia se dio así. En menos de dos minutos lo venció también por superioridad técnica. Quizás, y no le falta razón, el sudamericano pueda decir: “En Lima solo perdí con Mijaín.”

Entonces se paseó feliz con la bandera…

Vinieron las felicitaciones…

Las fotos incluso de aficionados con celulares desde las gradas…

El recuerdo de las coronas en Santo Domingo 2003, Río 2007, Guadalajara 2011, la ya mencionada de Toronto 2015 y esta de Lima 2019…

El recuerdo también de que en ellos no le marcan siquiera un punto desde los de Río 2007…

A apoyar ahora desde este viernes a sus compatriotas de la libre…

Queremos pensar que posibles rivales de Mijaín López en los Juegos Olímpicos de Tokio 2020 (a los que irá por una cuarta medalla de oro) habrán estado pendientes a su presencia en estos Juegos Panamericanos de Lima 2019.


Compartir

Rafael Norberto Pérez Valdés


Deja tu comentario

Condición de protección de datos