viernes, 9 de diciembre de 2022

Miércoles de pitchers, aunque hay excepciones

Cuatro lanzadores tiraron completo y solo dos ganaron. Osvaldo Vázquez ya tiene cien jonrones...

Norland Rosendo González en Exclusivo 01/10/2020
0 comentarios
Camaguey vs Artemisa serie nacional 2020
El equipo de los Cazadores no pudo regalarle la victoria a sus aficionados este martes en su primer choque de la LX Serie Nacional de Béisbol como home club al caer ante Camagüey

En el llamado día atravesado de la semana, vísperas de cumplirse la quinta parte del calendario de la serie nacional, hubo dos juegos terminados por nocaut, pero en los demás, hasta en el que está congelado, el margen entre uno y otro contendiente no pasó de dos carreras, gracias, fundamentalmente, a los pitchers.

Hubo varias notas significativas como el partido jugado en Pinar del Río, donde el bullpen no tuvo participación, y no es que esa sea una tendencia plausible, pero en medio de tantas cojeras con el pitcheo de atrás, cuanto más caminen los abridores más opciones de éxito.

El tunero Yudier Rodríguez le ganó el dual meet a Yaifredo Domínguez. Ambos tuvieron aperturas de calidad y merecían la victoria, pero Andrés Quiala se encargó de decidir la suerte del choque con un tubey en el quinto inning que remolcó dos. Nada más sucedió al ataque, y Yudiel consiguió su segundo éxito, ambos lanzando los nueve inning; en una tercera salida, dejó a su equipo encima en el marcador, pero el relevo desperdició la ventaja. Pablo Civil, urgido de ganar, no se la jugó esta vez y la estrategia, de los tiempos pasados, rindió frutos.

El zurdo Luis Ángel Gómez también anda invicto con los Cachorros holguineros, aunque ayer se fue sin decisión. Esta vez se lió en un duelo con otro de su mano que tampoco había perdido y anda a dos triunfos de los cien: el matancero Yoanni Yera, quien no quiere irse para su contrato en la liga del Pacífico de México sin entrar en el club de los 100-1000 (cien éxitos y 1000 ponches).

Pero el tándem Luis Ángel-Wilson Paredes le dijo que no esta vez. El primero lanzó cinco innings y dejó a los Cachorros delante en la pizarra, al segundo se lo empataron, pero se repuso y firmó el éxito su tercero. A Paredes le ha ido bien en el bullpen, pero sus cuatro capítulos de este juego auguran que pronto asumirá un puesto en la rotación.

Hay otro pitcher que se lució este miércoles. Dos hits permitió el granmense Lázaro Blanco a Mayabeque y llegó a tres triunfos sin derrotas, que no son cuatro por lo que hemos comentado respecto a los relevos. Fue en el día inaugural cuando Blanco dejó el juego a tres out de la victoria y no había llegado al banco cuando le voltearon el marcador.

Ahora no fue el caso. Su equipo bateó hasta matar al rival en siete innings. Ariel Pestano Jr lleva de 8-6 y pegó su primer jonrón de por vida. Si el muchacho, elogiado por sus prestaciones detrás del plato, se embulla y le saca música también al bate redondea más el lineup de los Alazanes.

En Santa Clara se celebró el partido más reñido y el más breve. No fue un asunto de jugar rápido, sino de un tercer jugador. Ido el abridor de Villa Clara, Alaín Sánchez, las posibilidades de Santiago de Cuba de voltear la pizarra aumentarían en un porcentaje alto, pero en eso llegó la lluvia y ya el choque era válido. Ganaron los Leopardos por 2-1. Ambos lanzadores registraron aperturas de calidad, y eso, en buena lid, es lo que mide la eficacia de un pitcher abridor. Alberto Bisset se fue con una derrota que podría decirse inmerecida, y Elier Carrillo, con un out, se anotó el tapón beneficiado por las reglas y la lluvia. Así es el deporte.

A Yander Guevara lo llaman el Domador de Leones. Se les antoja difícil a cualquier tanda que le coloque Industriales. Ahora no fue menos. Solo Jorge Enrique Alomá le enganchó bien un envío y mandó la pelota al otro lado por la pradera izquierda.

Con el marcador dos-dos, Osvaldo Vázquez les dio, al fin, el gusto a los varios fotógrafos que estaban cazando su swing para congelar en una instantánea su jonrón cien en series nacionales, que a los libros va con un añadido curioso.

Resulta que después de pegarlo, diluvió en la Habana y no se pudo terminar el juego. Su palo de vuelta entera quedó en la hoja de anotaciones, pero no es oficial hasta que concluya el choque este jueves. La nota para la historia es que lo conectó en septiembre y lo va a inscribir en octubre… Pero es el cien, llevaba buscándolo desde que arrancó la serie y un tipo de palos que consigue con frecuencia le había sido negado. La ansiedad, reconoció el mismo; y la prensa recordándoselo, hablando de Lisbán Correa que empezó con 89 y ya tiene 95, y de Stayler Hernández que se puso a uno también. Hasta que Vázquez soltó todas sus tensiones ante un pitcheo del relevista Héctor Ponce.

Yander, si al final gana, estará a un triunfo de los cien. Más de un cake habrá que picar en Ciego de Ávila cuando el equipo juegue en el José Ramón Cepero, el fin de semana que viene volverá a un terreno neutral, el Sandino de Santa Clara, para enfrentar a Granma. La COVID-19 sigue manteniendo en tres y dos al territorio avileño.

Llovió también en la Isla y donde hay una sequía inmensa, pero de victorias, es en la tribu de Guantánamo. Llevan ocho derrotas al hilo, las dos últimas ante Cienfuegos que busca una barrida para seguir flotando en medio del grupo.

Se anuncia un jueves largo en pelota. Si la lluvia deja.


Norland Rosendo González


Deja tu comentario

Condición de protección de datos