miércoles, 28 de febrero de 2024

Los atletas cubanos son únicos en el mundo

Entrevista con el profesor Milán Matos León. Preparador del área de saltos horizontales que exhibe, entre sus alumnos, a Iván Pedroso y a Yargelis Savigne...

Lilian Cid Escalona en Exclusivo 31/07/2017
3 comentarios
Ivan Pedroso, foto archivo
Iván Pedroso es la joya más preciada de Milán Matos. (Getty Images)

Milán Matos León es conocido por sus enormes resultados como entrenador de saltos horizontales. Iván Pedroso es su joya más preciada puesto que lo tomó desde los catorce años y se las agenció para guiarlo a través de los años hasta convertirlo en el mejor saltador de longitud de su tiempo y uno de los grandes de la historia de esta prueba. Pero la obra de este hombre inquieto, que en sus años mozos saltaba sobre los ocho metros y representó a Cuba en Juegos Olímpicos y citas regionales, no se circunscribe solo a Pedroso, de su mano salieron otros buenos atletas como Yargelis Savigne (15.28 m en el triple salto), Mabel Gay, (14.67m), Lissete Cuza (6.99 m) o Luis Felipe Melis (8.43m).

Milán es, de lejos, el entrenador cubano con más lauros en campeonatos mundiales con 17 medallas: 12 de oro, 4 de plata, 1 de bronce. Así y todo, se retiró de la Selección Nacional Cubana pese a tener suficiente fuerza para seguir cultivando el talento de futuros campeones. Según sus propias palabras, fue la desmotivación, lo que lo llevó a tomar la decisión:

Me sentí desmotivado, ya no encontraba las cosas organizativas y técnicas en torno a mi planificación por lo que decidí reiniciar mi vida en familia”

Sucedió que al no comulgar con un grupo de decisiones que se tomaron en su entorno y decidió apartarse. Pero no se alejó del atletismo, se puso a escribir sobre el entrenamiento deportivo y supervisó la iniciación deportiva de varios niños en La Habana.

Fue una salida imprevista que afectó, también a sus atletas. Yargelis Savigne, por ejemplo, dijo que le había afectado mucho la noticia.  

Realmente trate de evadir el convencimiento para seguir y pensando en que había otros entrenadores con capacidad para seguir el trabajo fue que tome la decisión.

A propósito de Savigne, fue de ser una las mejores del planeta a tener problemas para superar los trece metros. ¿Qué sucedió?

Yargelis pudo haber sido una saltadora con posibilidades de romper el récord mundial por sus dotes e índices exhibidos, pero los problemas personales no le acompañaron.

Hace un par de años, en entrevista publicada por el suplemento deportivo cubano Jit, Milán dijo –y cito- “Hablar de Iván es hermoso, es muy grande...” Y es que Pedroso le exigía, en lo profesional y en lo personal. Tuvieron una relación fuerte, de mucha compenetración que los llevó a escalar, juntos, los peldaños hacia la gloria. Iván Pedroso saltó 8.71m, pero pudo haber quebrado la plusmarca mundial en varias oportunidades. También se estiro sobre los nueve metros, pero el viento superaba lo permisible. La suerte no le acompañó, pero su carrera deportiva fue de altos quilates, aderezada con el oro olímpico (Sydney 2000) y nueve títulos mundiales de forma consecutiva: cinco bajo techo (Toronto-1993, Barcelona-1995, París-1997, Maebashi-1999 y Lisboa-2001) y cuatro al aire libre (Gotemburgo-1995, Atenas-1997, Sevilla-1999 y Edmonton-2001).

¿Cómo recuerda el trabajo con Iván Pedroso?

Fue único, un atleta que tuve desde los 14 años de edad, disciplinado, voluntarioso, perseverante, sacrificado, inteligente. Nos ayudábamos en la creatividad; como el no tuve otro.

Por resultados, son Iván y Yargelis, los alumnos suyos que más se recuerdan. ¿Fueron, en efecto, sido sus mejores discípulos?

Entiendo que fueron mis mejores discípulos, pero tuve muy buenos atletas como Luis Felipe Melis, Mabel Gay y Wilfredo Martínez. Iván siempre tuvo grandes ambiciones y se dejó guiar por mí, Yargelis era más reservada.

El australiano Jai Taurima estuvo a punto de impedir el único título que le faltaba a la carrera de Iván Pedroso. ¿Cómo recuerda esa jornada de los Juegos olímpicos de Sydney 2000?

Fue uno de los momentos más difíciles empezando por la clasificación. Ese día llovió demasiado y para clasificarse tuvo que ir hasta un segundo o tercer intento.  A mi aquello me puso muy nervioso ya que siempre habíamos clasificado con el primer intento.

En la final, que te cuento. Nunca pensé que Taurima se apareciera con aquello (8.49m) pues había clasificado por repechaje. Entonces, vino aquel último intento todo el mundo pensaba que no le alcazaba porque la primera parte de la carrera de Iván fue muy lenta, pero en la última parte, cuando comenzó su desplazamiento con frecuencia y se colgó en el aire, se despejaron las dudas y comencé a verlo como ganador. A Taurima le quedaba un salto, pero no corrió igual. Ahí empecé a festejarlo.

Después de la salida de Iván el salto largo cubano no tuvo los resultados de antes. Ahora se observa una renovación. ¿Qué opina?

Hay muchachos buenos. Creo que un factor importante es la presencia de entrenadores que han sabido llevar a los juveniles por buen camino como es el caso de Juan Nápoles. Quien fue mi alumno y con el que siempre hemos mantenido una comunicación para la continuidad del trabajo.

¿Y el triple?

Está renaciendo nuevamente con la preocupación del paso de categoría de los atletas y la continuidad del trabajo para garantizar la mantención del buen rendimiento y estabilidad de estos, en la elite de la disciplina.

— Mike Powell, Carl Lewis o Iván Pedroso ¿Cuál ha sido el mejor?...

Cada cual en su etapa: Iván no era muy rápido, pero sí muy técnico. Una de sus virtudes es que sabía conjugar bien el ritmo de carrera para transferir la potencia horizontal en vertical. Los demás tuvieron su etapa y eran muy buenos saltadores. A Iván le gustaba mucho Mike Powell, porque le motivaba la forma en que competía.

— A lo largo de la historia, los cubanos han tenido enormes resultados en categorías inferiores, pero solo un escaso número de ellos ha logrado trascender de mayores. ¿Cuál es el misterio?

Yo se lo achaco a errores de planificación, errores técnico- tácticos y de conducción.

— Se dice que el atletismo en Cuba ha perdido su fuerza.

No lo creo así. Creo que los nuevos profesores deben rescatar el trabajo contando, claro está, con el mejoramiento de los medios especiales, pistas de entrenamiento y un sistema competitivo nacional e internacional sólido.

— Imagine que recibe la responsabilidad de dirigir el atletismo cubano. ¿Cuál sería la primera decisión que tomaría?

Crear una Comisión sólida como la que se ha hecho, que sea capaz de llevar un trabajo sobre la base del respeto, apoyo y profesionalidad.

— El dopaje ha empañado el atletismo. ¿Cómo valora la proliferación de este flagelo?

Creo que el juego limpio debe seguir siendo el orgullo de todo atleta. El dopaje debe ser severamente castigado, con la justa identificación de los implicados.

— Momentos: positivos y negativos de su carrera como entrenador...

El más triste, sin dudas, fue en Atlanta 1996 cuando Iván, en su mejor etapa deportiva, fue intervenido quirúrgicamente y no tuvo una recuperación total para el momento competitivo.

Emociones viví muchas: el mundial bajo techo en Japón que Iván gano en el último salto con 8.62 sobre 8.56 de Yago Lamela. También el título olímpico y así muchas en las que Iván vencía en el último intento.

Hoy Milán no está en Cuba. Hasta el continente africano ha llegado con sus conocimientos. tos, pues actualmente se encuentra en Arabia Saudita, laborando, por supuesto, con los saltos horizontales.

— Experiencias de esta nueva etapa de su vida.

Es un país distinto al nuestro dónde hay temperaturas muy altas. Todo es diferente, las costumbres, la idiosincrasia… Aquí las planificaciones varían casi a diario. Es complejo.

— ¿Qué diferencias ha constatado entre sus nuevos atletas y los cubanos?

Muchas. Los cubanos son muy talentosos; únicos en el mundo.

— Anímese a pronosticar ¿Quiénes se titulan en los saltos horizontales del campeonato mundial?

Los que mejores preparados lleguen...


Compartir

Lilian Cid Escalona

Me gusta contar historias.

Se han publicado 3 comentarios


jose luis del pino barrios
 2/8/17 9:44

Supongo liLlian que leiste este articulo sino leelo saludos  jose luis

https://www.elconfidencial.com/deportes/atletismo/2017-07-25/usain-bolt-londres-mundiales_1420147/

jose luis del pino barrios
 1/8/17 11:30

Hola Lilian, !!! Que bueno que entrevistaste a Milán Matos, mis saludos a él y respeto por ser el mejor entrenador de salto de longitud que ha tenido este país, vas por la senda correcta, aunque nunca conversé personalmente con este excelente entrenador si fué amigo de mi difunto entrenador Rubén Camino y es verdad que Milán estaba muy molesto con las decisiones que se estaban tomando en aquel entonces, creo que fue después del mundial o antes del 2011, no te diré que fue lo que escuché por respeto a muchos deportistas , atletas y del comisionado, casualmente el día casi que más molesto estaba este entrenador,  después vino la decisión de Dayron Roble de salir por un tiempo del Equipo Nacional, que para mi  fue no era un problema tan grave como quisieron hacerlo ver, simple y llanamente que Dayron Roble  tomó una decisión que el Comisionado y el Gobierno no estuvo de acuerdo , pues parece ser que los atletas le deben rendir pleitecia  a la Comisión Nacional y al INDER , y tiene que acatar 100% todo lo que el Comisionado y las Instituciones deportivas dicen, mira lo que pasó finalmente Dayron regresó , pues él nunca decidió abandonar el país;  así y todo mal como se siente corrió para un 13,66 en el Barriento, que aunque dista mucho de sus mejores registro demostró que él si podía haber bajado de los 12,87 que tiene como registro nacional otrora record mundial, y volvemos al problema de como tratar a los entrenadores y atletas. En comparación a quien fue mejor , eso no tiene discusión Carl Lewis se lleva todos los lauros, era más< versátil , recuerda que corría para 9.86 creo los 100, corrió para 19,78 los 200 y en la posta del 4x100 tuvo record mundial, sin contar los 4 oros olímpicos seguidos en salto largo y recordemos que era la figura del largo para la olimpiada de Moscú 780 pero por el boicot del campo capitalista no pudo particiapr , y en 1981 creo que salto 8,71 , en fin no hay discusión, lo bueno de todo es saber que Mike Powell  creo que saltaba triple también , y el 8,95 que salto en 1991 fue como el 8.90 de Bob Beamon en Mexico 68 más nunca se acercó a el, y Carl Lewis por cosas de la vida ese fatídico dia de TOKIO 91 tenía una progresión de saltos mejores que Powell , pero sus 8.91 no bastaron para la medalla de ORO , eso fue un cubo de agua fría para Carl Lewis, todavía recuerdo la cara que puso Lewis cuando Powell saltó el 8.95 y todavía recuerdo el 8.96 de Ivan Pedroso ese dia estaba vestido de amarillo , lo que hicieron con Ivancito no tiene perdón , leí que llegó  a saltar 9.12 en entrenamiento, ahora cuando vino estuve conversando con él tiene bajo su tutela a varios atletas que son buenos , y demostró que si fue bueno como deportista, también lo es como entrenador , esperemos a ver que hacen sus discípulos ahora en el mundial de Londres, Iván me dijo que HABÍAN SORPRESAS , Y PARECE QUE SI LA VENEZOLANA ESTÁ QUE CORTA JAJAJAJ

SALUDOS JOSE LUIS DEL PINO BARRIOS

Ramon
 31/7/17 12:24

Carl Lewis, Mike Powel o Ivan Pedroso, Cual ha sido el mejor? pregunta el periodista. La respuesta es simple, Carl Lewis, que ha sido el unico atleta que gano 4 veces los Juegos Olimpicos consecutivamente desde la Olimpiada de Los Angeles 84, hasta Atlanta 1996 donde estaba presente Ivan Pedroso que en aquella era el campeon Mundial vigente del '95. Carl Lewis gano aquella su ultima olimpiada con registro de 8.50. 

Deja tu comentario

Condición de protección de datos