jueves, 22 de febrero de 2024

Londres 2012: Una deuda… por Idalys Ortiz

Ha sido apoteósico el triunfo este viernes de la judoca cubana Idalys Ortiz. No se merecía que se demorara ni un minuto más de lo necesario la publicación de su nota. Y por eso adquirimos una deuda: teclear otros apuntes tras ese adiós..

Rafael Norberto Pérez Valdés en Exclusivo 03/08/2012
0 comentarios
Judo final
El campeón (a la derecha)

Ha sido apoteósico el triunfo este viernes de la judoca cubana Idalys Ortiz, ya publicado anteriormente en Cubahora, durante la última jornada de su deporte en los Juegos Olímpicos de Londres 2012. No se merecía que se demorara ni un minuto más de lo necesario la publicación de su nota. Y por eso adquirimos una deuda: teclear otros apuntes tras ese adiós.

Hubo acción también, por ejemplo, entre los supercompletos (más de 100 kilogramos), entre los cuales el francés Teddy Riner mejoró su bronce de la cita de Beijing 2008, algo que no pudo hacer el cubano Oscar Brayson, también tercero en aquella oportunidad, y ahora con un desempeño opaco.

El galo dominó al ruso Alexander Mikhaylin, por waza-ari.

Las de bronce terminaron en poder del brasileño Rafael Silva y el alemán Andreas Toelzer, quienes se impusieron al surcoreano Sung-Min Kim y al belaruso Ihar Makarau, respectivamente.

El sudamericano lo hizo por yuko (debido a dos shido) y el europeo por ippón.

Los judocas cubanos terminaron con una de oro-dos de plata-ninguna de bronce, mejor balance en calidad de las preseas a las conseguidas en Beijing 2008, pero inferior en cantidad: cero-tres-tres, es decir, el doble de las de esta oportunidad.

Un apunte interesante: la tradicional hegemonía de los japoneses (ahora con una-tres-tres) fue desplazada hasta el cuarto lugar.

En primer lugar concluyeron los sorprendentes monarcas rusos (tres-una-una). Los franceses finalizaron segundos (dos-cero-cinco); los surcoreanos terceros (dos-cero-dos)

Es necesario entonces remitirse a recordar lo sucedido cuatro años atrás en Beijing 2008: Japón, la cuna del judo, terminó en primer lugar, con cuatro-una-dos. Rusia no estuvo en el podio.


Compartir

Rafael Norberto Pérez Valdés


Deja tu comentario

Condición de protección de datos