viernes, 24 de marzo de 2023

La Habana y Granma pugnarán por el título de Cuba

Luego de más de seis meses de competencia, catorce equipos han quedado en el camino por el título de la IV Liga Nacional de futbol sala...

Daniel Gotay Torres en Exclusivo 18/09/2022
0 comentarios
Futsal1
Este ha sido , por mucho, el campeonato más extenso celebrado en Cuba (Foto:golfut.com))

La Habana y Granma medirán fuerzas por el título de la IV Liga Nacional de futbol sala. Los de la oriental provincia tratarán de retener el título alcanzado en el último certamen doméstico (2019) donde vencieron en la final a Ciego de Ávila, mientras que los capitalinos, máximos ganadores históricos, buscarán colocar el décimo trofeo en sus vitrinas y ampliar aún más su ventaja respecto a sus más cercanos perseguidores.

En semifinales quedaron en el camino Ciego de Ávila y Pinar Río. Este último, uno de los tres equipos que ya sabe lo que es ganar el primer lugar (2006 y 2007). Sin embargo, en esta ocasión no pudo conseguir al menos un empate en la última fecha que les asegurara entrar en la discusión del título.

No obstante, los de la tierra del mejor tabaco del mundo regresaron al podio de premiaciones tras 15 años de ausencia, y lo hicieron con un plantel en el que el 85 por ciento debutó en estas lides, lo cual evidencia que serán un equipo a tener en cuenta para venideros campeonatos.

Merece la pena dedicarle unas líneas al veterano Yampier Rodríguez, quien a sus 45 años repite en un campeonato de casa. Erigido como el jugador de más edad en participar en esta cuarta versión, y el más longevo en anotar un gol en la historia de estas lides, Yampier es sin dudas, un referente dentro y fuera de la cancha.

El pinareño, quien participó en los mundiales de Taipéi de China 2004 y Brasil 2008, exhibe en su palmarés los dos títulos alcanzados por su provincia en el Nacional de futsal y el conseguido en 2019 en Torneo Apertura de futbol 11, ya que es un jugador que se ha desempeñado por años en ambas modalidades.

Ciego, por su parte, no pudo avanzar a su tercera final en línea; en ambos casos consiguieron el subcampeonato. En 2018 cedieron ante la Habana y un año más tarde frente a los granmenses, quienes intentarán conseguir su tercer trofeo (2014 y 2019), aunque eso sí, deberán vencer a los giraldillos que esta vez sí se erigen como los más serios contendientes.

La Habana regresa al podio de premiaciones tras quedar sin medallas en el pasado campeonato nacional, donde tuvieron que conformarse con el quinto puesto. Con el objetivo de borrar aquella imagen, esta vez los dirigidos por Freddy Herrera iniciaron la preparación desde finales del pasado año, una decisión que, a todas luces, dejó buenos dividendos.

En la semifinal los citadinos, único equipo que no reforzó su plantilla para los choques semifinales, consiguieron cinco victorias y un empate en seis presentaciones, actuación que les permitió sumar 16 puntos, (anotaron 36 goles y permitieron diez).

Diez puntos menos totalizaron granmenses y pinareños, aunque los de la tierra de Carlos Manuel de Céspedes lograron avanzar por mejor diferencia de goles: Granma (-4) y Pinar (-10). Ciego solo consiguió 4 puntos y terminó con -12 en el gol average.

La final iniciará en la Sala Polivalente de Jiguaní este 18 de septiembre, mientras que el choque de vuelta está programado para el venidero día 24 en la capitalina sala Ramón Fonst.

En cuanto al torneo en general, hay que destacar que ha sido este, por mucho, el más extenso celebrado en Cuba, en el que mayor cantidad de partidos se han disputado.

Después de tres años de inactividad competitiva a causa de la pandemia, la Liga Nacional en su cuarta edición dio inicio el pasado mes de marzo con un nuevo formato, una decisión que agradecieron tanto jugadores como aficionados de un deporte con experiencia mundialista.

El torneo fue diseñado en tres fases. Inicialmente con cuatro grupos, cada uno con cuatro equipos (solo la Isla de la Juventud no participó). Se midieron por zonas, a partidos de ida y vuelta.

Los dos primeros de cada llave avanzaron a la segunda fase, también con carácter regional mediante el sistema de todos contra todos a tres vueltas. Los dos mejores de Oriente (Granma y Ciego de Ávila) y los dos primeros de occidente (La Habana y Pinar del Río) disputaron la semifinal con idéntico formato. Contando los dos choques que aún quedan por efectuarse, serán en total 98 encuentros los calendariados en la presente edición del campeonato nacional.

Sin dudas, el nuevo formato ayudará mucho al desarrollo de un deporte que el pasado año quedó a las puertas de asistir por sexta ocasión a una Copa del mundo (1996, 2000, 2004, 2008 y 2016).

 

 


Compartir

Daniel Gotay Torres

Periodista


Deja tu comentario

Condición de protección de datos