viernes, 9 de diciembre de 2022

La bola pica y se extiende en el play off (+Fotos)

Matanzas emparejó la serie con Granma. Hoy, quinto juego...

Norland Rosendo González en Exclusivo 24/06/2022
0 comentarios
Erisbel Arruebarrena-Mtzas
Erisbel Arruebarrena, empujó dos y anotó la tercera tras ligar doblete y ser remolcado Yariel Duque con otro tubey.

Con par de jonrones y un buen picheo, el equipo de Matanzas resolvió el cuarto juego de la final del principal campeonato cubano de béisbol y aseguró estirar el play off hasta el sexto partido, como mínimo.

Desde el primer inning los Cocodrilos tomaron las riendas del marcador con el quinto palazo en la postemporada de su cuarto bate, Erisbel Arruebarrena, que empujó dos y anotó la tercera tras ligar doblete y ser remolcado Yariel Duque  con otro tubey.

Y si un swing descomunal del Grillo no es noticia para tantos titulares, sí lo es uno de esa categoría salido del madero de Yoisnel Camejo, quien solo había pegado un jonrón en la temporada.

Camejo descuella más por su guante en la pradera central, pero este jueves sonó un bambinazo en el séptimo tramo que sirvió para asegurar la victoria de su equipo sobre los Alazanes.

Su palo de vuelta entera produjo dos carreras con las cuales Granma vio reducidas sus opciones tácticas a batear y batear para acumular hombres en base y esperar una conexión remolcadora.

La situación se le dio a los actuales campeones en el octavo tramo cuando lograron sacar del montículo a Yamichel Pérez, un zurdo que se le ha vuelto muy difícil a los bateadores orientales.

Completaron una vuelta y congestionaron las bases con dos outs, pero el mentor Carlos Martí quiso el pastel completo y no una parte. Cambió el tacto de Yulián Milán por el poder de Lázaro Cedeño.

El primero ya ha decidido varios juegos en la postemprada y el otro apenas ha ligado de 14-2 en toda la campaña como emergente y todavía no ha podido empujar una anotación en esas circunstancias.

En las gradas, por la banda de primera, donde se aglomeran los fieles de la Caballería acompañados por su incesante conga, hubo más de una rechifla con el cambio, que subió sus decibéles cuando Cedeño se tomó amarguísimo café ante el relevista Noervys Entenza.

Granma ligó 11 imparables, uno más que sus victimarios, pero con sus picheos en zona baja, Yamichel obligó a cuatro hombres a producir rodados ideales para dos out de u tiro.


Granma ligó 11 imparables, uno más que sus victimarios, pero con sus picheos en zona baja. (Abel Rojas Barallobre/Cubahora)

No bateamos con oportunidad, ellos atacaron primero y resolvieron los innings complicados, comentó Carlos Martí al valorar el resultado del juego.

Sobre la utilización de Cedeño como emergente confirmó que su apuesta era por un batazo que volteara el marcador, más que por negociar el empate.

Aunque ganó, Matanzas sigue sin producir abundante al ataqu. Al respecto, el director Armando Ferrer dijo que han notado ansiedad en los bateadores. Están yendole muy rápido a los picheos, comentó.

Con este emparejamiento se cumple la mayoría de los pronósticos que apuntaron a una serie reñida con decisión en seis o siete juegos.


En las gradas, se aglomeran los fieles de la Caballería acompañados por su incesante conga. (Abel Rojas Barallobre/Cubahora)

Ahora viene un duelo crucial, pues ponerse delante por 3-2 obliga al rival a jugar casi perfecto para levantar el campeonato, aunque más de una vez se han volteado desventajas así en play off.

Entre ambos equipos, incluso, hay una historia similar. Sucedió en la semifinal de la serie 56. Matanzas tomó ventaja de 3-2 en Bayamo y sin embargo, en el Victoria de Girón los granmenses ganaron los dos últimos partidos.

El joven Renner Rivero (MTZ) y el veterano Leandro Martínez (GRA), asumirán la responsabilidad de guiar a sus respectivos conjuntos a un triunfo con el que llegar delante a la ciudad de los coches.

¿Habrá séptimo juego? Yo digo que sí, ¿y tú?


Norland Rosendo González


Deja tu comentario

Condición de protección de datos