domingo, 27 de noviembre de 2022

Intrapunitivos

Las judocas esperan arrollar en el regreso al tatami de la cita multidisciplinaria...

Cubahora en Exclusivo 18/10/2014
0 comentarios

A la entrada del dojo del Centro de Entrenamiento  Cerro Pelado existen varias ilustrativas frases. Una de ella es del japonés Ayako Yamamoto: “La senda correcta es siempre la más difícil. Los débiles la ignoran; los cobardes la critican; y  los estúpidos la ofenden”.

Dentro de la instalación hay muchas más. Llaman  la atención un par de ellas que, al parecer, no responden a ningún pensador: “Quien te critica te hace importante”. “Y a veces es divertido saber que aquellos que te desean lo peor tienen que soportar que te ocurra lo mejor”.

Sin dudas, los criterios apreciados en los dos espacios florecen en una conversación con Ronaldo Veitía, jefe del principal colectivo técnico de entrenadores del antiquísimo arte marcial en el país.

 El estratega que junto a sus colaboradores frenó el empuje japonés en los Juegos Olímpicos Sydney 2000, valoró el quehacer de sus alumnas en los dos primeros años del actual ciclo: “Terminamos por lo alto en 2012 con el subcampeonato olímpico en Londres. EL pasado año finalizamos con el mismo rango a escala mundial.

 “Mejoramos la actuación del anterior campeonato mundial al quedar en el tercer peldaño, por obtener una medalla de oro, dos de bronce, dos quintos y un séptimo. Eso sirvió para adquirir el tercer escaño general. La campeona olímpica y universal Idalis Ortiz fue la mejor atleta del mundo en esta temporada”.

La despedida

Tal vez el judo finalice la campaña con la asistencia a los XXII Juegos Deportivos Centroamericanos y del Caribe de Veracruz, México. Sobre el tema Veitía señaló: Por vigésimo segunda ocasión lideramos el campeonato hemisférico relegando a las brasileñas y también accedimos a la victoria en el festival panamericano de México.

 “La competencia allá en tierra mexicana será difícil. Debemos ratificar que también somos una potencia en el área, no obstante cambiar un poco el panorama cualitativo. Por ejemplo, ahora nuestra representante en los 70 kilogramos, Onix Cortés, encontrará de nuevo a la colombiana Yuri Albea, tres veces campeona mundial; en varias ocasiones de los torneos Gran Prix; y tercer lugar olímpico. Ese es un gran reto para nuestra medallista de bronce del orbe.

“Pero no solo en esa división puede interponerse una competidora. El equipo de México entrenó en Japón. Es un error despreciar los CAC. No me gusta perder ni al bacará. Por eso queremos arrasar como sucedió en Cartagena de Indias 2006. Nuestro proyecto es ganar la mayor cantidad de títulos que nos permitan los rivales y el arbitraje.

“Pertenezco al grupo de entrenadores que les exige a  las alumnas sobre el tatami un comportamiento similar al  exhibido por un Tsunami. Con el fin de obtener ese peldaño, es preciso trabajar para replicar ante la mejor adversaria y la peor administración de justicia en el combate.

“El pueblo confía en nosotros. Cuando estoy disgustado por cualquier razón, pienso en esa referencia. Y enseguida me sube varios puntos la motivación. Y me vuelvo más  intrapunitivo”.



Deja tu comentario

Condición de protección de datos