viernes, 1 de marzo de 2024

Fichar o no fichar ¿he ahí el problema del Madrid? (+Fotos)(+ Video)

Tras la salida de Cristiano Ronaldo, el club blanco necesita un delantero que cubra tan notoria vacante...

Haroldo Miguel Luis Castro en Exclusivo 24/08/2018
0 comentarios
Florentino
Si el Madrid hará o no algún movimiento en los días que quedan de actividad en el mercado de traspasos es una verdadera incógnita (Foto: AFP)

Solo restan siete días para que finalmente el mercado de transferencias del fútbol europeo culmine sus actividades y los equipos, envueltos ahora en el frenesí de hallar las últimas piezas para sus respectivos esquemas, vuelvan a la normalidad y saquen provecho de los nuevos refuerzos.

Como suele ocurrir tras un Campeonato del Mundo, el periodo de traspasos no ha estado exento de movimientos interesantes y polémicos. No obstante, en fechas como estas, una selección acostumbrada a ser portada por sus rimbombantes contrataciones aún no se decide a poner la carne en el asador: el Real Madrid.

Desde que el mundo es mundo o, al menos, desde la llegada de Florentino Pérez a la presidencia del club blanco, el Madrid no ha titubeado a la hora de concentrar en sus filas a cuanto fenómeno del balompié ande por ahí. Con el arribo del crack portugués Luis Figo en el año 2000, procedente del mismísimo FC Barcelona, el aún joven Florentino entendió lo factible de contar con jugadores que, además de anotar goles, tuvieran la “habilidad” y el carisma para vender camisetas.

Fue así como con el ir y venir de temporadas, la estrategia del empresario demostró dar sus frutos al conseguir instaurar la tradición de incorporar a la entidad blanca verdaderas leyendas, comenzando con jugadores de la talla del propio Figo, Zinedine Zidane, Raúl, Ronaldo Nasario o Roberto Carlos, con los cuales ganó cuanto torneo disputó.

La incorporación de Luis Figo al club merengue marcó el inicio de la llamada “Era Galáctica” (Foto:Marca)

Sin embargo, a sus 71 años de edad y en su quinto ciclo como mandatario de la Casa Blanca, el viejo “Floren” no hace ademán por gastar un centavo más de la cuenta. Para la prensa especializada, la actitud se torna algo contradictoria, pues si en años anteriores algunos de los más cuantiosos fichajes olían a “caprichos” innecesarios, esta vez es diferente.

Si bien es cierto que las contrataciones de los jóvenes Odriozola y Vinicius junto a la del estelar cancerbero Thibaut Courtois (si me preguntan innecesaria) fueron materializadas en el actual espacio de cambios, no son pocos los que consideran, al menos por el momento, estériles estas contrataciones, aún más cuando la nómina no termina de recuperarse tras la pérdida del seleccionador con el cual ganaran tres Ligas de Campeones consecutivas y del jugador que aportaba como promedio unos 50 chicharros por temporada.

Y es que las sorpresivas salidas de Zidane y Cristiano Ronaldo han hecho que en apenas tres meses la selección del Madrid que venciera al Liverpool en la más reciente final de la Champions se parezca muy poco al conjunto que perdió en días recientes la Supercopa de Europa ante uno de sus más acérrimos rivales, el Atlético de Madrid.
Tras el desconsuelo dejado por el inolvidable “Zizou”, Julen Lopetegui, quien hasta el momento se desempeñaba como DT de la Roja, llegó como quinta opción para dirigir el cuadro merengue.

En la final de la Supercopa de Europa se vio  un Real Madrid mucho menos vertical (Foto: Getty Images)

No nos engañemos, para el ciclo competitivo que ya ha comenzado, Lopetegui cuenta con una de las mejores alineaciones del planeta, no obstante, la salida de CR7 junto a otras como la de Pepe, Morata, James, Kovacic o Theo hacen que el antiguo guardameta madridista tenga muy pocas opciones a la hora de montar un plan B.
Al ser cuestionado sobre la posibilidad de abrir las puertas a nuevos jugadores Julen serpentea la pregunta al alegar que (por el momento) su único interés consiste en sacar el máximo a cada uno de los futbolistas que tiene a su disposición.

Aunque necesitado de incorporaciones, Lopetegui asegura tener plena confianza en sus jugadores (Foto: EFE)

A pesar de estas declaraciones, una simple mirada a la nómina blanca nos hará percatarnos del inmenso vacío dejado por Cristiano en el área de ataque. Exceptuando a Marco Asensio, Gareth Bale, Karim Benzema y, ¿por qué no?, a Lucas Vázquez, la selección vikinga tiene muy poca garantía en la línea delantera. Es por eso que no se necesita ser un experimentado analista para comprender lo necesario de un “killer”.

Contar con un “9” no solo daría margen a mayores opciones sino que se garantizaría el remplazo de Karim ante una lesión, sanción o necesidad de darle descanso. Es por eso que, aunque el Real Madrid no ha oficializado nada, en las últimas semanas se ha hablado sobre quiénes podrían, sino llenar, al menos, cubrir la vacante de “Superfly”.
Realmente, el poco tiempo con el que cuentan los de la capital española hace que nombres muy asociados al Madrid durante todo el verano sean descartados por el momento como Neymar, Cavani o Lewandowski, afianzándose otros, entre los que destacan Timo Werner (RB Leipzig), Mauro Icardi (Inter de Milán) y Rodrigo Moreno (Valencia).

Según Marca, de estos, el favorito de la afición y del propio entrenador es Rodrigo. Desde su llegada al conjunto che en 2014, el joven delantero ha destacado por su explosividad e intuición goleadora. A su favor, el atacante cuenta con las 16 anotaciones de la pasada campaña así como su participación en la más reciente cita mundialista. Desaprovechar la oportunidad de incorporar un nuevo delantero pudiera ser una decisión que pase factura a un equipo enrolado en varias competiciones y exigido al máximo en cada una de ellas. En definitiva, será interesante ver no solo qué hará la directiva blanca con Florentino Pérez a la cabeza en lo que queda de mercado, sino también cómo se desempeñará un club tocado y algo desorientado pero poseedor de una estirpe ganadora como pocos.

 


Compartir

Haroldo Miguel Luis Castro

Periodista y podcaster


Deja tu comentario

Condición de protección de datos