martes, 21 de mayo de 2024

Del Memorial Barrientos, algunas consideraciones

En esta competición participaron atletas de 10 países, con destaque para los Estados Unidos, que llegó con una amplia delegación de jóvenes talentos...

Lilian Cid Escalona en Exclusivo 11/06/2019
0 comentarios
Velocista cubano Reynier Mena
Reynier Mena (D) logró el triplete con sus victorias en los 100 metros, los 200 metros (20.60 segundos) y en el relevo de 4x100 metros (40.08 segundos).

Este domingo concluyó el torneo Internacional Memorial Barrientos de atletismo, disputado en la pista auxiliar del Estadio Panamericano de La Habana, del 6 al 9 de junio.

Fue la edición 73º de esta competición y agrupó a atletas de 10 países, con destaque para los Estados Unidos que llegó con una amplia delegación de jóvenes talentos.

Cuba, sin embargo, se presentó sin la mayoría de sus principales figuras; asentados en Europa debido a compromisos competitivos de la Liga de Diamante y otras pruebas del circuito en el Viejo Continente, y otros tantos confirmados para el Grand Prix de Kingston, disputado el sábado 8 de junio.

Yipsi Moreno, comisionada nacional del deporte, apuntó que la decisión atendía a la necesidad de apostar en este momento por lo que es mejor para la preparación de nuestros atletas de cara a la cita panamericana de Lima.

MENA, EN EL ROL PROTAGÓNICO

El velocista cubano Reynier Mena acaparó la atención al erigirse como el Rey indiscutible de las pruebas rápidas de la pista. Mena logró el triplete con sus victorias en los 100 metros, los 200 metros (20.60 segundos) y en el relevo de 4x100 metros (40.08 segundos).

El momento más significativo se vivió tras la final del hectómetro, cuando detuvo los relojes en 10.07 segundos; un registro que vale como nuevo record para este torneo. Atrás quedó el tiempo de 10.10 con que había ganado Andrés Simón en el año 1985.

“Quiero decir que me siento muy contento con este resultado. Este récord nos dice que la preparación ha sido fructífera y que vamos por buen camino para cumplir con las expectativas en Lima. Nos queda poco tiempo y, por supuesto, todo no es perfecto. Aún tengo que pulir algunos errores técnicos y espero que antes de la competencia fundamental los mejore en pos de optar por una medalla en los Juegos Panamericanos”, aseguró poco después de su actuación.

Para Mena, atleta de 22 años, este resultó el tercer mejor tiempo de su carrera deportiva, luego de los 10.04 y 10.06 que marcó esta temporada en semifinales y la final del Rafael Fortún, en Camagüey.

El doble medallista mundial juvenil en Donetsk 2013 (Ucrania) logró en marzo pasado durante la Copa Cuba romper la barrera de los 10 segundos (9.99), aunque el registro no pudo ser homologado por viento a favor superior al permisible (+4.3 m/s), recuerda el colega Raúl Rodríguez, de Radio Habana Cuba.

JENNS FERNÁNDEZ, LA NOTA MÁS DESCOLLANTE ENTRE LOS JÓVENES

La final de los 100 metros planos trascendió más allá del tiempo del ganador. Pasa porque el segundo puesto correspondió a un joven cubano, Jenns Fernández, de 18 años, autor de un crono de 10.14 segundos que valen como nuevo récord nacional juvenil de Cuba.

Fernández, natural de Matanzas, logró con su resultado hacerse de una supremacía que ostentaba el propio Mena desde 2015, cuando ganó con 10.17 segundos el Panamericano juvenil de Edmonton.

La clarinada de Jenns se suma a otros resultados de mérito que ha generado la velocidad cubana este año. Con el concurso de Mena y Jenns, unido a otros exponentes como Arnaldo Romero y Harlyn Pérez, Cuba podría conformar un relevo competitivo para afrontar compromisos internacionales de rigor.

Una situación que podría mejorar si en definitiva Roberto Skyers se integra en buena forma. El camagüeyano lidia actualmente con los avatares de la lesión crónica que posee y que lo han alejado de los excelsos momentos que protagonizó en la primera parte de la preparación donde llegó a correr 9.98 segundos. Este sábado corrió los 200 metros en Kingston y fue quinto con un tiempo de 20.88 segundos.

ROSAIDI Y LOS FLASHES

Rosaidi Robles, de 18 años recién cumplidos, mereció la atención de los medios. La muchacha ha tenido un año satisfactorio; convertida en recordista juvenil del salto con garrocha gracias a sus brincos de 4.21, 4:25 y 4.30 metros ha elevado la marca personal en 80 centímetros.


Rosaidi Robles, ha tenido un año satisfactorio; convertida en recordista juvenil del salto con garrocha. (Foto: Calixto N. LLanes/Jit).

En la fecha de cierre, Robles dominó la final con 4.20 metros, seguida de Aslin Quiala (4.10) y Lisa M. Salomón (4.00).

“Me sentí bien, con fuerzas para lograrlo (los 4.32), tengo que seguir mejorando la técnica y ponerle un poquito más de ganas. Me atrasé un poco con los brazos”, declaró a la prensa reunida para reseñar su actuación.

Son buenas sensaciones que llegan desde una prueba que ha sido referente del atletismo cubano en los últimos tiempos.

MARCAS DISCRETAS, TAL Y COMO SE ESPERABA

En general, hubo pocas marcas de alto rango. Cosa que se esperaba debido a la juventud de la gran mayoría de los contendientes. No obstante, hay que trabajar por lograr estabilidad en resultados ya alcanzados porque no deja de ser un poco contraproducente presenciar una final de triple salto masculino donde se gana con los 16.25 metros que saltó el guantanamero Edislay Hodelín. Cierto es que el favorito Cristian Nápoles se marchó lesionado, aunque había errado sus dos primeras tentativas por imprecisiones en la tabla. También estuvo presente Julio César Carbonell, bronce mundial sub 18 en Cali 2015, que se fue sin marcas válida.

Otra final de discretas prestaciones fue la del salto de longitud para hombres, donde ganó Maikel Vidal con 7.75 metros. Era una prueba donde había hombres con marcas de más de 8 metros que no se sucedieron. El favorito Maykel Massó tuvo un día aciago y con apenas 6.35 metros ocupó el último lugar.

Al margen de las nubes grises que siempre forman parte de cualquier paisaje, el evento merece aplausos. Que haya sido internacional, con buena convocatoria pese a la premura y dificultades propias del uso de una pista sin muchas de las condiciones elementales es un éxito, como también pondero la organización, atinada en su gestión.

Así lo consideró la comisionada nacional Yipsi Moreno, quien además aseguró que se hace todo el esfuerzo por devolver a la afición el ambiente siempre generado en cada certamen organizado en casa.

“Organizativamente fue un éxito, y es un mérito de todos los que contribuyeron a que saliera, desde el personal de apoyo, los jueces, los estadísticos, los entrenadores y los propios atletas”, reconoció la medallista de oro olímpico del martillo en Beijing 2008.

En este Barrientos volvieron las flores para adornar la victoria de cada campeón, hubo muchos más flashes y el reconocimiento de autoridades de la dirección del país. El presidente del INDER, al igual que en la Copa Cuba, hizo acto de presencia en la lid y esto siempre es positivo.

El Memorial Barrientos fue también el momento decisivo para el atletismo de cara a Lima, sus resultados son el último criterio a tener en cuenta para la conformación del equipo cubano hacia los panamericanos; una nómina que debe oficializarse en los próximos días y cuya composición no debe superar la cifra de 45 atletas.


Compartir

Lilian Cid Escalona

Me gusta contar historias.


Deja tu comentario

Condición de protección de datos