martes, 29 de noviembre de 2022

Cuba por más

Cuba marchó sobre la línea de lo esperado en una tercera fecha mundialista con finales de lujo...

Lilian Cid Escalona en Exclusivo 13/08/2013
0 comentarios
Omar Cisneros

Enorme; ese es el calificativo justo que merece la tercera jornada del campeonato mundial de Moscú. Una fecha que repartió seis títulos y fue testigo de batallas de infarto, a tono con la espectacularidad que se vaticinaban de cara a la cita mundial que auspicia Rusia.

Este lunes transcurrió para Cuba con positivas actuaciones de sus convocados. Omar Cisneros dominó su heat clasificatorio y consiguió el boleto a las semifinales de los 400mV con crono de 49.87 mientras que Jorge Fernández se aseguró para la final del lanzamiento del disco con disparo de 64.86m; cuarto entre los registros con que avanzaron los finalistas. 

Yorgelis Rodríguez, la más joven de la delegación cubana y la de menor edad entre las heptatletas que dirimen en Moscú, debutó al máximo nivel. Al cierre de la  primera fecha la muchacha marcha en el décimo lugar con  3673 puntos. Su rendimiento es resultado de 995 en los 100mV (13,88 segundos), 1054 en el salto de altura (1,86m), 716 en la impulsión de la bala (12,83m) y 908 en los 200m (25,77 segundos). Su mejor prueba  fue el salto de altura, donde la guantanamera superó por un centímetro su marca personal.

Más allá de esto, el Luzhniki dejó muchas historias para contar de la mano de fantásticas victorias como la de Christine Ohuruogu (400m), Shelly-Ann Fraser- Pryce (100m) , Raphael Holzdeppe (Salto con pértiga) y Valerie Adams (Impulsión de la bala).

La británica Ohuruogu se impuso en final de los 400m a la dominadora de la temporada, Amantle Montsho para demostrar, una vez más, que es una atleta de grandes momentos. Ambas concluyeron con idéntico registro de 49.71, récord nacional para Gran Bretaña, dejándole al  photofinish la responsabilidad de definir al pecho de quien iría el metal dorado. Impresionante también, aunque condenada a las sombras dada la espectacular decisión del título, estuvo la rusa Antonina Krivoshapka (49.78) quien pese a largar por el carril 8 y tener unos 200m iniciales para el olvido tuvo la fuerza en el final que le valió para adjudicarse la presea de bronce.

Otra definición de leyenda dejaron los 100m entre las damas, donde Shelly-Ann Fraser- Pryce abrió sus turbinas y no dio opciones a nadie. Fraser- Pryce (10.71) se gastó los mejores 100 metros de la actual temporada, y tuvo a la marfileña Murielle Ahoure (10.93) y a la estadounidense Carmelina Jeter (10.94), como escoltas. Con ello Jamaica patentó su hegemonía en la prueba reina del atletismo. Por cierto que la nigeriana Blessing Okagbare (11.04) solo pudo ser sexta.

En la garrocha, el joven alemán Raphael Holzdeppe se mostró impecable y con 5.89m doblegó al favorito galo Renaud Lavillenie (5.89xxo). El francés fue víctima de sus imprecisiones sobre varias alturas, y los fallos fueron aprovechados por Holzdeppe, protagonista de un concurso limpio hasta la altura ganadora. Su compatriota Björn Otto se posicionó tercero con 5.82m.

Un aparte merece Valerie Adams, ganadora de la impulsión de la bala con 20.88 metros, seguida de la alemana Christina Schwanitz (20.41m) y la china Lijiao Gono (19.95).  Y es que con esta nueva conquista, Valerie entra en la historia de estas lides como la primera mujer que logra ganar cuatro títulos mundiales de forma consecutiva. Vili o Adams, porque compitió varios años como Valerie Vili, su apellido de casada, sostiene un palmarés que incluye además los títulos de Osaka 2007 (20.54), Berlin 2009 (20.44) y Daegu 2011 (21.24). A esta cosecha suma dos títulos olímpicos (2008 y 2012) y el cartel de imbatible tras haber  dominado con brazo de hierro en esta especialidad. Con la victoria de hoy, suma  37 competencias consecutivas sin saber lo que es ser derrotada. La neozelandesa continúa labrando un historial inexpugnable de éxitos y se asegura desde ya un lugar entre lo que más vale y brilla del campo y pista mundial. Su edad y su forma actual auguran que habrá Valerie para un buen rato, está esperar entonces para ver si finalmente la IAAF animará a reconocerla como la mejor atleta de algún año pues increíblemente, aun no ha merecido esa condición.  

Las restantes finales de la fecha se saldaron con sendas marcas líderes de la temporada. En los 110mV,  David Oliver (13.00 segundos) consiguió a sus 31 años el primer título de su carrera  y  en el Lanzamiento del Martillo, el polaco Pawel Fajdek sorprendió con envío de 81.97m para coronarse.

Cuando se han gastado tres fechas, de las ocho previstas para este mundial, Estados Unidos manda en el medallero con tres títulos dorados, Jamaica y Gran Bretaña suman dos y  Etiopía, Rusia, Croacia, Kenya, Polonia, Nueva Zelanda y Alemania aparecen con uno percápita.

Lo próximo: El cuarto día de actividades guarda las incursiones de los cubanos Mabel Gay (clasificación del triple salto), Omar Cisneros (semifinales de 400m con vallas), Yorgelis Rodríguez en el cierre del heptalón así como las finales de Jorge Fernández y Yarisley Silva en el Lanzamiento del Disco y Salto con pértiga, respectivamente.

Sueltas: La guerra, aunque avisada, contra el dopaje, sigue dejando “soldados” en el camino. Esta vez, desde la capital rusa fue noticia la caída de la Kelly-Ann Baptiste, dueña de un 10.83 que anclaba en el tercer escaño del ranking del mundo del hectómetro.  La trinitaria arrojó resultados positivos por el uso de sustancias prohibidas y quedó imposibilitada para dirimir en los 100m y en el relevo 4x100 durante el Campeonato Mundial.


Lilian Cid Escalona

http://deporcuba.com/

Me gusta contar historias.


Deja tu comentario

Condición de protección de datos