martes, 6 de diciembre de 2022

Béisbol y pronósticos: ¿los ocho clasificados?

Vencida la mitad de la campaña regular, todavía no se vislumbran los ocho equipos que pudieran avanzar, aunque sí hay algunas pistas seguras...

Joel García León en Exclusivo 05/12/2013
2 comentarios
Logo Serie Nacional de beisbol 53
Pinar del Río vuelve con los bríos de cuando levantó el título.

A la primera etapa de la 53 Serie Nacional de Béisbol le queda solo un mes, es decir, siete enfrentamientos particulares y Pinar del Río, Matanzas e Isla de la Juventud respiran con exclusividad 15 éxitos o más, suficientes para comandar la tabla de posiciones, por ese orden, al tiempo que Las Tunas parece haber tomado un segundo aire con cinco triunfos en línea.

Alfonso Urquiola ha vuelto a imprimirle a los vueltabajeros la confianza y el juego agresivo, colectivo, alegre y rápido que siempre los caracterizó y que lo ha convertido en una selección imprescindible dentro de nuestros clásicos. Esta semana llegaron a 16 sonrisas tras vencer par de veces a Artemisa, con un protagonismo inusitado con el madero del torpederoLuis Alberto Valdés, quien empujó cinco de las once carreras en los dos partidos ganados.

Matanzas sigue siendo el más estable de los conjuntos, pues no ha abandonado los dos primeros lugares desde que empezó la campaña y ahora cumplió su vaticinio sobre unos alicaídos espirituanos, que salvaron la honra en el tercer cotejo, cuando se impusieron por la mínima 8-7. Yaniel Blanco llegó a cinco éxitos desde el box de los yumurinos, que son, para no desentonar, los más bateadores con 293 promedio.

Y si hablamos de ofensiva, los pineros de Armando Jhonson andan tan ajustados como los cocodrilos con 285, liderados por Alejandro Ortiz (382), Michel Enríquez (375) y Luis Castro de Armas (345). En su cuartel del Cristóbal Labra han rendido como siempre, con 12 triunfos en 18 presentaciones y ahora el mayor reto está en mantener el rendimiento de esta mitad como visitante, comenzado por el Latinoamericano, frente a Industriales 5 y 6 de diciembre.

Precisamente los azules de la capital tuvieron choques de lágrimas contra Mayabeque, pues cayeron par de ocasiones 2-0 (una de ellas, Rudy Reyes impidió el cero hit del zurdo Ariel Miranda) y no encuentran la senda para destapar esa poderosa artillería que reúnen. Increíblemente, su pitcheo inexperto le ha permitido todavía estar en zona de clasificación, tal y como está también Mayabeque, decidido a no quedarse fuera como el pasado año.

El repunte de los tuneros –seis triunfos en sus últimas siete salidas, tras barrer a Guantánamo- los metió de lleno con el sueño de avanzar a la fase decisiva, aunque llama la atención que una nómina tan poderosa sea la de menos producción de jonrones (5) y dobles (19). En lo adelante, todo no se lo podrán dejar a sus lanzadores (2.88 pcl) y necesitarán reaccionar con más carreras y menos errores, otro de sus talones de Aquiles.

En el caso de los holguineros, nada mejor que reconocerles a sus seguidores la fuerza con que rompieron el vaticinio hecho por este redactor a favor de Cienfuegos, justificado en parte por un ligero ascenso que venían teniendo los Elefantes de Iday Abreu. Yunior Paumier  nos hizo recordar al del reciente tope Cuba-EE.UU. y Maikel Cáceres continuó repartiendo indiscutibles como regadera, pero mucho tendrán obstáculos deberán vencer los titulares del 2002 si quieren mantener lleno su estadio Calixto García después de enero.

No puedo dejar de hablar sobre los monarcas defensores de Villa Clara, —ahora más motivados porque serán nuestros representantes en la Serie del Caribe—, pero inestables todavía en aspectos que para ellos no resultaban problemas en temporadas recientes: pitcheo y defensa. Dos derrotas ante los débiles camagüeyanos compromete a entrar la segunda mitad con un solo objetivo: ganar, ganar y ganar.

Finalmente, alentadora fue la barrida de Santiago de Cuba sobre Ciego de Ávila, que lo sacó del bache de cinco fracasos en línea y los puso de nuevo en competencia por uno de los boletos. Alexei Bell (370) es hoy el motor indómito junto con el receptor Andrés Reyna (386), pero necesitan jugar mejor en la carretera y perfilar más sus relevistas si pretenden pelear entre los ocho clasificados.

Como los lectores gustan y exigen más bolas de cristal a los especialistas de béisbol, puedo arriesgar que al menos dos nuevos conjuntos se colarán en la segunda etapa, pues Cienfuegos y Sancti Spíritus (clasificados en 2012-2013) no parecen tener fuerzas para reponerse en lo adelante. Así que mentores vayan pensando en Ismel, Cepeda, Moncada y otros nombres para sus refuerzos.

 

Pronóstico de la semana (5-6 diciembre)

Industriales- Isla de la Juventud (2-1 para IND)

Pinar del Río-Mayabeque (2-1 para PRI)

Cienfuegos- Matanzas (2-1 para MTZ)

Ciego de Ávila-Granma (2-1 para GRA)

Guantánamo –Santiago de Cuba (2-1 para SCU)

Las Tunas-Villa Clara (2-1 para LTU)

Artemisa-Camagüey (2-1 para ART)

Holguín –Sancti Spíritus (2-1 para HOL)


Joel García León

Se han publicado 2 comentarios


NEYMAR
 6/12/13 19:55

CREO QUE HOLGUÍN LOGRARÁ DAR LA SORPRESA Y CLASIFICAR EN UNA SERIE QUE HABRÁN MUCHAS

guisver rolando
 6/12/13 15:36

La pelea esta dura me atrevo a decir que a Pinar y Matanzas no hay quien los tumbe dentro de los 8 grandes, los otros 6 hay que esperar un poco pero me parece que pueden haber sorpresas en cuanto al año anterior, me adelanto y creo que Santi Spiritus y Cienfuegos no cogen cajita, no creo que la mudanza de los Gurrieles hayan hecho tanto daño a los gallos, ni la ida de Pito a la mayores a Cienfuegos, dentro de poco sabremos los primeros 8... saludos camagueyanos

Deja tu comentario

Condición de protección de datos