Una prueba de que EE.UU. sigue en guerra contra Cuba

Cincuenta y un años después, la CIA considera que no debe divulgarse la verdad sobre todo lo ocurrido alrededor de Playa Girón…

15/05/2012

EXCLUSIVO

4 comentarios

Vota 45 votos

El 22 de abril de 1961 el presidente de Estados Unidos, John Fitzgerald Kennedy, convocó al Consejo de Seguridad Nacional y le ordenó al asesor militar de la Casa Blanca, Maxwell Taylor, que realizara una autopsia del desastre que la CIA acaba de protagonizar en Cuba al fracasar en la invasión mercenaria intentada por Bahía de Cochinos que terminó convertida en la primera derrota del imperialismo en América.

Llamado a declarar ante la junta de investigación presidida por Taylor, el general Walter Bedell Smith, quien fuera director de la CIA entre 1950 y 1953, dijo: “Cuando se está en guerra, una guerra fría si se quiere, hay que disponer de una agencia amoral que pueda operar en secreto...”, aunque opinó que había llegado el momento de “coger el cubo de agua sucia y ponerle otra tapa encima” porque se había dado “mucha publicidad a la CIA”.

Cuenta el periodista Tim Weiner en su libro Legado de cenizas sobre la historia de la CIA que Lyman Kirpatrick, inspector general de la CIA, hizo su propia investigación sobre el fracaso de abril de 1961 y concluyó que los jefes de la Agencia no habían sido capaces de mantener informados a los dirigentes norteamericanos “de manera fiel y realista” sobre la operación.

Cincuenta y un años después de los informes de Taylor y Kirpatrick la Agencia considera que no debe divulgarse la verdad sobre todo lo ocurrido alrededor de Playa Girón. Ante el requerimiento presentado por el Proyecto de Documentación sobre Cuba de la organización National Security Archive (NSA) de que se desclasifique la información sobre la investigación interna que realizó la CIA luego de su fracaso en Playa Girón y que incluye una crítica a lo que escribió Lyman Kirpatrick, una jueza federal ha dado la razón a la Agencia Central de Inteligencia para no entregar la información con el argumento de que tal acto “conllevaría el riesgo de la divulgación pública de información histórica imprecisa”.

El volumen que se mantiene clasificado recoge la investigación escrita en 1981 -veinte años después de los sucesos- por uno de los historiadores de la CIA sobre el tema, donde lo de la imprecisión resulta poco creíble. Sin embargo, la decisión de la jueza sí ofrece una confirmación histórica al demostrar que Estados Unidos, y en particular la CIA, siguen asumiendo la doctrina de la guerra fría contra Cuba.

Tapas para el “cubo de agua sucia” se han creado varias de 1961 a estas fechas. Desde organizaciones como la la United States Agency for International Development (USAID) -surgida en noviembre de 1961- o la National Endownment for Democracy (NED) -creada por la Administración Reagan en la primera mitad de los años 80 del siglo pasado- pero la CIA no ha dejado de ocupar un papel central en las acciones encubiertas organizadas por el gobierno de Estados Unidos en todo el mundo, así lo prueban las cárceles secretas e ilegales que ha operado en varios países como parte de la llamada “guerra contra el terrorismo”.

En el caso de Cuba, aunque la USAID, la NED y otras entidades, juegan un papel muy importante en las operaciones que forman parte de la estrategia norteamericana de “cambio de régimen” en la Isla, la “agencia amoral” continúa una guerra que, como acaba de demostrar con el empeño en guardar sus secretos, aún no ha cesado.

4 comentarios en "Una prueba de que EE.UU. sigue en guerra contra Cuba"
Sergio Bustamante desde Cubadebate 5:36 pm | 9/10/2012 Vota por este comentario 1 votos

Esperemos que Julian Lassange logre conseguir, y nos haga llegar, esta informacion especifica que ilustra MERIDIANAMENTE como han aplicado el terrorismo historico de la Cia, el Pentagono y la Casa Blanca contra Cuba, informacion que cobardemente se niegan a publicar… por otro lado, le sugeriria al senor blancomeridiano, que sea cuidadoso y mas claro en sus comentarios, porque lamentablemengte,en esta ocacion su intervencion semeja mas a la Chachara de Cantinflas que a un aporte serio.

Responder

Teresa Fdez desde Cubadebate 5:36 pm | 9/10/2012 Vota por este comentario 2 votos

Pero claro amigo Iroel esa guerra nunca ha aflojado ni un minuto esto es a muerte, de por ellos por que nosotros nos hemos abierto sin conseciones claro, mire Iroel yo los conozco bien por que hasta la propia familia deja entrever esa guerra y resentimientos no toda claro a mi me tocó una que para que le cuento es una historia bien triste pero bueno aqui resistiendo con carencias pero resistiendo, por que si esa bota imperial nos cae arriba pobrecitos de nosotros con cariños

Responder

blancomeridiano1 desde Cubadebate 5:37 pm | 9/10/2012 Vota por este comentario 3 votos

En verdad esto solo parece ser parte del estar entretenido de lo que se da en llamar gobierno, ya no estadounidense ni norteamericano solo del Imperio, como no guardar secreto si lo que uno guarda es magia; ahora, como mantener la idea de subyugar a los otros por las carencias que solo se ven desde la impotencia del ser humano. En la cordura se debe exigir inteligencia, en la locura falta de medida y una comprensión veraz de lo real. No hay compresión del poder sin secretos, esto es verdad, sin nada que esconder.

Responder

Pedro desde Cubadebate 5:38 pm | 9/10/2012 Vota por este comentario 2 votos

Iroel, estuve trabajando el casito de Coral Gable, que es una de las últimas perlas de esa tenebrosa historia que aun tienen miedo a destapar y te la hago llegar, porque de alguna forma esta relacionado con todo esto. Traté de localizar a Dayle Hinman en Miami, pero resultó infructuoso. Entonces, basándome en sus deducciones aprendidas en una caterva de seriales, hice un perfil del (los) autor del incendio de Coral Gable. No es un incendio intencional, es terrorismo. El autor no es de afuera, vive en el el Condado de Miami Beach. El patrón del hecho coincide con otros similares en el transcurso de cinco décadas en esa ciudad, pero que lamentablemente no son del interés del FBI, ni de CSI Miami ni de la propia Hinman, porque son casos relacionados con Cuba y eso es caquita nené para cualquier investigador, porque sale la oreja peluda de la CIA, de la FNCA, y toda una colección de comandos, ligas, asociaciones, fundaciones … El (los) autor se mueve por toda la zona como Pedro por su casa sin llamar la atención ni resultar sospechoso, porque menciona la palabra mágica CASTRO y puede portar un lanzacohetes, que ni cuenta se da nadie. En su perfil psicológico debo resaltar los siguientes rasgos: 1. odio visceral a la Cuba post 59 y todo lo que este relacionado con ella 2. mente fría y trasero flojo, no tiene pantalones para poner la bomba en Cuba, porque todavía no se han hecho pantalones anticaca. 3. Miserable, analfabeto social, eventualmente alcohólico o drogadicto, abusador, traidor, cobarde, vago, oportunista … Tenia varias cosas más pero estoy preocupado porque le vayan a poner una bomba a Dayle Hinman por aprender tantas cosas de ella, así que lo dejo aquí.

Responder

Deja tu comentario

Normas para comentar en Cubahora

  • Esta es la opinión de los internautas, no la de Cubahora.
  • No está permitido verter comentarios contrarios a las leyes cubanas o injuriantes.
  • Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.
*



(No se mostrará)