sábado, 13 de julio de 2024

Cuba y su vocación humanista y solidaria en la formación de médicos del mundo

Cuba a través del Programa Integral de Salud (PIS) extiende solidariamente la colaboración médica a varios países, y es una muestra de lo que puede hacer una nación pobre en recursos económicos, pero rica en capital humano y con la voluntad política necesaria para ayudar a otros pueblos…

Redacción Cubahora en Exclusivo 31/08/2020
2 comentarios
escuela latinoamericana medicina
La Escuela Latinoamericana de Medicina (ELAM) es un centro de referencia en la educación médica en Cuba y para el mundo.

Para Cuba, la solidaridad entre las personas y los pueblos es un deber. Un ejemplo se encuentra en la colaboración solidaria que han prestado y prestan en la actualidad centenares de médicos y profesores cubanos en el mundo; mientras que otro está en el número de jóvenes formados gratuitamente en la universidad cubana, procedentes de otros países latinoamericanos, de África y Asia.

“La idea de un Programa Integral de Salud y una Escuela Latinoamericana de Ciencias Médicas nació de dos terribles huracanes que azotaron al Caribe y Centroamérica causando un impresionante número de víctimas mortales e incalculable daño material. Entre las naciones afectadas se encontraban las dos más pobres del hemisferio.”

Las palabras del Comandante en Jefe Fidel Castro Ruz en la inauguración de la Escuela Latinoamericana de Ciencias Médicas, en ocasión de la IX Cumbre Iberoamericana de Jefes de Estado y de Gobierno, La Habana, Cuba, el 15 de noviembre de 1999, ponían en claro dos ideas fundamentales: surgía una escuela como sencillo símbolo de lo que la unidad puede alcanzar, a la vez que resaltaba ante la comunidad internacional la modesta contribución de Cuba a la unidad e integración de los pueblos.

En la actualidad, la ELAM acoge estudiantes de países de América Latina, el Caribe, los Estados Unidos, África, Asia y Oceanía. Una vez formados sus recursos humanos constituyen un ejército de batas blancas que dispersos por los países y comunidades más recónditas y pobres del planeta, han sabido poner muy en alto el prestigio de la medicina cubana. Cuenta en sus años de experiencia con más de 29 mil 749 médicos de 115 países.

Sin embargo, aunque en el ámbito de la educación médica la inauguración de una escuela latinoamericana de medicina constituye una contribución importante a la cooperación internacional solidaria de Cuba; lo cierto es que los inicios de este programa datan de 1975 en Yemen.

La educación médica es un proceso de formación cultural, moral y ético. Actualmente, en Cuba cursan estudios en Ciencias Médicas una cifra considerable de jóvenes procedentes de naciones del Tercer Mundo.

Para el desarrollo de la cooperación internacional Cuba cuenta con consenso nacional y voluntad política. Un eje importante en el desarrollo de nuestra política exterior como vía para la verdadera integración.

La cooperación desinteresada que Cuba brinda aporta capital humano altamente calificado, con vocación humanista y de servicios, estimula la formación de recursos humanos y la transferencia de modernas tecnologías.

Los profesionales de la salud formados en la mayor de Las Antillas se esculpen bajo el paradigma social, con pertinencia y calidad, es un personal capaz de llevar a cabo de manera fusionada la asistencia, la docencia y la investigación, con un alto sentido de humanismo y solidaridad, lo cual se desarrolla en los diferentes escenarios docentes dentro y fuera del país.

Para ellos, inevitablemente, el internacionalismo será una experiencia enriquecedora del ejercicio profesional, a ser mejores médicos, más humanos.

Las páginas de amor y emoción inolvidables, de la colaboración cubana en el mundo en materia de salud, son interminables y continuarán, porque Cuba mantiene abiertas las puertas de sus universidades, para la formación de profesionales, técnicos, de hombres y mujeres capaces de dar lo mejor y de poner sus conocimientos en función de la sociedad.


Compartir

Redacción Cubahora

Desde la redacción de Cubahora se toman día a día decisiones informativas, editoriales y de cualquier índole.

Se han publicado 2 comentarios


Charo
 31/8/20 14:32

Preciosa y noble está solidaridad hacia los demás. Ahora que alguien me explique cómo es posible que La Habana haya tenido que pedir médicos a otras provincias porque no hay. En plena pandemia, creo que es mejor arreglar nuestros problemas que son muchos y dejar la propaganda a un lado. Apoyo la solidaridad pero es momento de restaurar nuestros hospitales en mal estado, solventar la escasez de medicamentos y darles a los estudiantes de medicina cubanos, incentivos para sus carreras. La gente se está cansando de este tipo de noticias cuando no hay ni antisépticos para heridas leves o cremas para la sarna que anda rampante como plaga y no se hace nada.

Olguita
 31/8/20 17:00

Charo solo te diré algo ".... que la dureza de estos tiempos no nos haga perder la ternura de nuestros corazones

36

Deja tu comentario

Condición de protección de datos