martes, 16 de abril de 2024

¿Por qué corre Roberta?

Washington necesita llegar a la Cumbre de las Américas en Panamá con las relaciones restablecidas con Cuba...

Iroel Eri Sánchez Espinosa en Exclusivo 18/03/2015
6 comentarios
Roberta Jacobson
Roberta Jacobson ha estado muy ocupada con el tema del restablecimiento de las relaciones diplomáticas entre Cuba y los Estados Unidos.

A tres semanas de la Cumbre de las Américas en Panamá la Subsecretaria para América Latina, Roberta Jacobson, debería estar concentrada en la preparación de ese evento, el más importante para su país en el subcontinente. Sin embargo, pareciera que lo que más ocupa a la funcionaria es el restablecimiento de las relaciones con Cuba que no es lo mismo pero es igual.

Porque la Administración del Presidente Barack Obama está empeñada en llegar a la reunión del 10 y 11 de abril en Panamá con las relaciones diplomáticas con La Habana restablecidas. La tercera ronda de conversaciones con ese objetivo concluyó en la capital cubana este 17 de marzo. La cancillería cubana dijo que el encuentro “se desarrolló en un clima profesional” y la portavoz del Departamento de Estado Jen Psaki afirmó en su habitual rueda de prensa:

“… la discusión de ayer fue positiva y constructiva y se llevó a cabo en una atmósfera de respeto mutuo que se centró en el restablecimiento de las relaciones diplomáticas y la reapertura de embajadas. Ciertamente, pueden haber tenido progresos en sus deliberaciones, pero no voy a dar lectura a eso específicamente. Creemos que habrá muchas más discusiones.”

Antes de que se celebrara esta tercera ronda de conversaciones una fuente del Departamento de Estado no identificada había dicho en rueda de prensa telefónica: “”Vamos a hablar, a pulir lo poco que queda”. Jen Psaki incluso llegó a decir sobre la visita de la señora Jacobson: “Su atención se centra en arremangarse la camisa y tener conversaciones difíciles y completar el trabajo”.

Las conversaciones que acaban de concluir en La Habana llamaron la atención por dos cosas: su cercanía con la segunda ronda efectuada en Washington el pasado 27 de febrero y su hermetismo comunicacional, contrastante con las nutridas conferencias de prensa de ambas partes en los encuentros anteriores. Preguntada sobre si la decisión de no tener acceso a los medios de comunicación “tiene algo que ver con el contratiempo con Venezuela”, la señora Psaki respodió negativamente.

Cierto o o no, es obvio que luego del atolladero en que la ha colocado a sus relaciones con América latina la orden ejecutiva de Barack Obama, declarando a Venezuela una “amenaza a la seguridad nacional de Estados Unidos”, Washington necesita mucho más que antes llegar a la Cumbre de las Américas en Panamá con el restablecimiento de las relaciones diplomáticas con Cuba.

Los efectos para Estados Unidos de la decisión sobre Venezuela no pueden haber sido peores. Buscando complacer a los sectores anticubanos del Congreso con asiento en Miami, disgustados con el acercamiento a Cuba, Barack Obama ha caído en una trampa cuyos resultados están a la vista. Dio razón a las denuncias del Presidente Nicolás Maduro sobre la injerencia de Estados Unidos en Venezuela y la participación de la embajada estadounidense en Caracas en un complot contra su gobierno.

También ha fortalecido internamente al gobierno de Maduro, obligando hasta que sectores opositores critiquen la postura estadounidense. La fracción parlamentaria de la opositora Mesa de la Unidad Nacional llamó a Washington “a hacer la imprescindible distinción entre sanciones a un país y sanciones a unas personas” y en otra declaración afirmó preferir “la acción preventiva que implica el acatamiento de los métodos, reglas e instituciones que la comunidad internacional dispone dentro del derecho, que acciones sancionatorias unilaterales”.

En la política exterior, Maduro ha sido respaldado por UNASUR, y acaba de concluir una Cumbre del ALBA en Caracas que llama al respaldo en Panamá de CELAC y UNASUR a Venezuela.

En Cuba, la acciones contra Venezuela han barrido cualquier signo de simpatía que el discurso de Barack Obama del pasado 17 de diciembre pudo haber despertado en algunos. Las sanciones contra Caracas han movilizado el antiimperialismo de los cubanos, con decenas de miles de familiares trabajando como colaboradores de la salud, el deporte y la cultura en Venezuela y les han demostrado que tener relaciones diplomáticas con Washington no es sinónimo de paz ni garantía de que cesen las agresiones desde allí.

El respaldo explícito y contundente del gobierno cubano a Nicolás Maduro -antes de la participación del Presidente Cubano en la Cumbre extraordinaria de este 17 de marzo en Caracas, donde estuvieron en menos de una semana también el canciller cubano y el Primer Vicepresidente Miguel Díaz Canel-, además de los dos mensajes de Fidel a Maduro, han fortalecido la imagen internacional de Cuba y a lo interno han borrado cualquier duda sobre concesiones de principios a Estados Unidos en las negociaciones en curso. Raúl ha dejado clarísima en Caracas la posición que Cuba llevará a Panamá:

“Estados Unidos debería entender de una vez que es imposible seducir o comprar a Cuba ni intimidar a Venezuela. Nuestra unidad es indestructible .
“Tampoco cederemos ni un ápice en la defensa de la soberanía e independencia, ni toleraremos ningún tipo de injerencia, ni condicionamiento en nuestros asuntos internos."
“No cejaremos en la defensa de las causas justas en Nuestra América y en el mundo, ni dejaremos nunca solos a nuestros hermanos de lucha. Hemos venido aquí a cerrar filas con Venezuela y con el ALBA y a ratificar que los principios no son negociables.”
“Para defender estas convicciones, asistiremos a la VII Cumbre de las Américas. Expondremos nuestras posiciones, con firmeza, claridad y respeto. Rechazaremos con determinación toda tentativa de aislar y amenazar a Venezuela y reclamaremos el cese definitivo del bloqueo a Cuba.
“La sociedad civil cubana será la voz de los sin voz y desenmascarará a los mercenarios que presentarán allí como sociedad civil de Cuba y a sus patrones.”

Mientras los aliados de Estados Unidos en Europa y Japón se acercan a Cuba de manera creciente -el Vicepresidente Ricardo Cabrisas acaba de ser recibido en Tokyo con todos los honores, cancilleres de varios países europeos visitan la capital cubana y el presidente francés vendrá en Mayo- Washington se aísla en Latinoamérica.

La Casa Blanca necesita, ahora mucho más que antes, cumplir su objetivo declarado de llegar a la Cumbre de las Américas en Panamá con las relaciones diplomáticas restablecidas con La Habana, un regalo que fortalece las posiciones cubanas en las negociaciones.

Es comprensible entonces que Roberta Jacobson esté apurada en sus gestiones, porque, gracias a la torpe decisión sobre Venezuela, Barack Obama ya no tendrá allí un tema conflictivo con Latinoamérica, sino dos. Como cada vez que Washington se ha aliado a los duros de Miami -Bahía de Cochinos, Watergate, Irán-Contras, el caso del niño Elián González, juicio a Los Cinco...- más temprano que tarde termina perjudicado. ¿Cuándo aprenderán?


Compartir

Iroel Eri Sánchez Espinosa

Se han publicado 6 comentarios


melanio asrp
 21/3/15 4:03

Todos los días leemos, cosas y articulos, referidos a la politica norteamericana hacia el mundo, sabemos todos los conflictos que tienen con sus abversarios, a sus partidarios los espian, les provocan problemas de todo tipo, cuándo será el día que no cometan una torpeza, una estupides, provocando una risa o una burla sin sentido como la de nuestra hermana Venezuela. ¿Qué País?, hasta cuando ese pueblo norteamericano soportará ser diablos o satanas o los campeones de lo malo del mundo, se estan perdiendo los nuevos cambios que se respiran en el hemisferio americano, es verdad que lo bueno no les interesa, solo de gallo peleón por la fuerza militar que poseen, hasta un día claro.

victor
 19/3/15 18:08

Muy acertado el articulo de Iroel, en ello puedo opinar que en la politica, sobre todo la que se hace publica y llega a los medios, es poco lo que se dice, solo se filtra generalmente lo que se quiere mostrar, y quedan los principales elementos ocultos, digo esto, porque es evidente, que Roberta como Representante oficial del Gobierno de los EU se encuentra en un atolladero y no precisamente por responsabilidad de Cuba o Venezuela, también es evidente, que el hecho de catalogar a nuestra hermana Venzuela como enemiga de los EU es un disparate gigante, es necesario detenerse a pensar en frio y preguntarse, ¿porque precisamente ahora, en medio de las conversaciones con Cuba y previo a la Cumbre de las Americas?, ¿en medio de un ambiente "positivo" para la administración NA hacia America Latina?, ¿En medio de un incremento de la popularidad de la imagen del Presidente de los EU?, existen muchas más preguntas que hacerse, y convencido estoy que las respuestas existen, ¿ Esos analistas del gobierno, asesores, ayundantes, tanques pensantes, es increible que no asesoraran INTELIGENTEMENTE a su Presidente del error que estaba cometiendo?, pero para nosotros, que somos opinantes de un pais tercermundista, es logico que veamos y analicemos la politica y las decisiones que se toman desde esa optica y ellos, los llamados GENDARMES del Mundo, es irrelevante que se equivoquen, sencillamente, porque no les interesa, es muy simple lo que digo, pero no acabo de encontrarle una explicación racional y humana a la postura totalmente desequilibrada del Gobierno de los Estados Unidos en ningún sentido, que no sea, la de un Estado y Gobierno FACISTA, bueno, como decia mi tio, lo que sucede conviene, SE QUITARON LA CARETA Y SOBRE TODO ANTE LOS OJOS DE MUCHOS INGENUOS QUE PENSARON QUE LOS YANQUIS EMPEZABAN A CAMBIAR CON CUBA, y por ultimo, una cosa si es cierta y mi opinión la diré, aunque sea irrelevante, pero es la de un CUBANO de Cuba, de la Isla, REALMENTE NO QUIERO, NI NECESITO RESTABLECER NI NORMALIZAR LAS RELACIONES CON LOS ESTADOS UNIDOS A NINGÚN NIVEL, PORQUE EN REALIDAD ES UNA COLOSAL MENTIRA Y SOLO NOS CREARÍA MÁS PROBLEMAS DE LOS BENEFICIOS QUE TRAERÍA, ADEMÁS COMO CUBANO NO ESTOY DE ACUERDO CON ACEPTAR UNA SUPUESTA NORMALIZACIÓN DE NUESTRO PAIS A COSTA DE ATACAR A NUESTRO HERMANO, CUBA NO ES ASÍ, COMO DIJERA NUESTRO PRESIDENTE, CUBA NO SE VENDE.

Manuela
 19/3/15 11:19

¿Cuándo aprenderán?, pregunta que cierra su artículo periodístico, eso nos preguntamos todos, ¿cómo es posible que  repitan constantemente los mismos métodos fallidos?, ¿es que tienen  vocación por la desacreditación?, les complace ser el centro del mundo aunque sea para hacer el ridículo, lo triste es que ese ridículo hace daño a las naciones que están interesadas en resolver los problemas de los excluidos de este mundo, impone la necesidad de tener que diversificar el universo de atenciones y no  dejan concentrarse totalmente en lo que más necesita su nación, creo que eso es lo que persiguen, pero son tan ineptos, que no alcanzan a ver que eso fortalece la unidad de los pueblos y fortalece la capacidad de dirección de los máximos dirigentes y el pueblo en nuestras naciones, para enfrentar la variedad de acontecimientos y obstáculo ante los cuales nos ponen, a los que siempre encontramos solución, debían por lo menos entender que América Latina cambió y que para nada lavará su imagen llegar a la Cumbre de Las Américas con las relaciones restablecidas con Cuba, cosa que me parece irreal en tan poco tiempo, la posición de Cuba está definida y presentada enérgicamente por nuestro presidente en Caracas, pero además apoyada por nuestro pueblo. NO a la injerencia imperialista.

Teresita Virgen García Espinosa
 19/3/15 9:45

Las declaraciones del presidente de  los Estados Unidos sobre Venezuela como un peligro para su país, es el detalle en el que  Barack Obama deja total claridad al pueblo de Cuba y al mundo, que solo han cambiado las estrategias pero no los fines en relación con nuestro país, detalle conocido por el pueblo,  extraido del conocimiento del moustro que nos develó José Martí, y que ahora ellos confirmaron para demostrar al mundo una vez más que no nos equivocamos, que al imperialismo, ni un tantito así, como decía el Che.

Lázaro Quintana García
 18/3/15 13:13

Cro. Iroel, muy bueno su comentario. Quisiera leer un comentario, deseo que compartimos varios compañeros cuando vemos lo que está pasando con la incomprensible declaración de los EU sobre Venezuela, cosa que ni mi nieto de tres años se puede creer, sobre el porqué los EU hacen esa declaración a escasos días de la cumbre a celebrarse en Panamá, cuando saben perfectamente que la reacción que se está dando de respaldo a Venezuela era sabida  y como dijo el cro. Evo Morales Obama se retracta o se va a busscar la horma para sus zapatos. Solo pensamos que su explicación pudiera estar en la tozudes, arrogancia y prepotencia que caracteriza al gobierno de los EU, pero quisieramos leer su comentario al respecto. muchas gracias.saludos

Punisher
 18/3/15 9:52

Estados Unidos debe de llegar a un acuerdo con nuestro pais lo mas rapido posible y disculparse con Venezuela por todas sus acciones contra ella

 

Deja tu comentario

Condición de protección de datos