domingo, 21 de abril de 2024

La turbia mirada del anexionismo sobre Cuba

Ni ayer, ni hoy, ni mañana las apetencias anexionistas de los Estados Unidos sobre Cuba dejarán de existir...

Narciso Amador Fernández Ramírez en Exclusivo 02/03/2018
4 comentarios
Anexionismo en Cuba-Banderas Cuba vs USA
Siempre con el bloqueo y la ocupación ilegal de la Base Naval de Guantánamo invariables, ésta última resulta el dinosaurio sobreviviente de la Enmienda Platt.

El 2 de marzo de 1901, la Cámara de los Estados Unidos aprobaba la Ley Platt y, un día más tarde, la firmaba el presidente norteamericano William McKinley.

Era el cerrojo necesario para imponerle a Cuba las gruesas cadenas del protectorado y la consumación de las apetencias imperiales sobre la Isla que databan desde antes de dar a conocer la teoría de la “Fruta Madura” y la clásica Doctrina Monroe, ambas en 1823, cuando apenas comenzaba el siglo XIX.

Los patriotas cubanos intentaron soslayar la imposición de la Ley Platt, pero al final cedieron y como Enmienda a la Constitución de 1901 fue aprobada por 16 votos contra 11. Al decir de Juan Gualberto Gómez, uno de sus grandes opositores, fue como darle la llave de la casa al vecino para que entrara y saliera de ella cuando lo desease.

Nacería una República con su independencia lastrada. Una República bastarda que duraría 56 años. Al respecto, la historiadora norteamericana Irene Wright afirmó con justeza: “Esta República no es un producto cubano; no ha sido modelada por ellos, ni siquiera la han influido. Es, por el contrario, una manufactura totalmente americana”.

Con dolor de Patria conculcada, los cubanos de entonces vieron rodar por tierra los sueños libertarios de Carlos Manuel de Céspedes, el Padre de la Patria, del Titán de Bronce Antonio Maceo, del Generalísimo Máximo Gómez, del Apóstol Martí. Hombres ilustres que supieron ver el peligro que para la independencia de la Isla representaba el Gobierno de los Estados Unidos.

Céspedes, en carta a Charles Sumner, en 1871, lo dejó claro al expresar: “A la imparcial historia tocará juzgar si el gobierno de esa República ha estado a la altura de su pueblo y de la misión que representa en América; no ya permaneciendo simple espectador indiferente (…) sino prestando apoyo indirecto moral y material al opresor contra el oprimido, al fuerte contra el débil, a la Monarquía contra la República, a la Metrópoli europea contra la Colonia Americana, al esclavista recalcitrante contra el libertador de cientos de miles de esclavos”.

El Titán Maceo fue aún más diáfano cuando en carta al coronel Federico Pérez Carbó, fechada el 14 de julio de 1896, afirmó: “De España jamás esperé nada: siempre nos ha despreciado y sería indigno que se pensase en otra cosa. (…) Tampoco espero nada de los americanos, todo debemos fiarlo a nuestros esfuerzos; mejor es subir o caer, sin su ayuda, que contraer deudas de gratitud con el vecino tan poderoso”.

En tanto Gómez, calibró también a los americanos al decir que estaban cobrando demasiado caro con la ocupación militar del país, su espontánea intervención en la guerra: “Nadie se explica la ocupación…”, escribió el Generalísimo

Y qué decir de Martí, el pensador más profundo y radical de Cuba y la América Latina de su tiempo. El hombre que murió en combate por el bien mayor del hombre, sin poder evitar que los Estados Unidos cayesen “con esa fuerza más sobre nuestras tierras de América”.

Después de 1959, el reconocido diferendo histórico, o conflicto, como le llaman algunos historiadores, entró en sus momentos más álgidos con la clásica lucha del David rebelde e irredento contra el Goliat avasallador y prepotente.

Indistintamente, en estos cerca de 60 años se ha pasado del garrote de la “guerra fría” a la zanahoria del deshielo. Para de nuevo, en vuelta a la noria de la historia, volver a retornar a la política de la imposición y la fuerza.

Siempre con el bloqueo y la ocupación ilegal del territorio de la Base Naval de Guantánamo invariables. Hoy, la Base resulta el dinosaurio sobreviviente de la Enmienda Platt, que en su artículo VII obligaba al gobierno cubano a cederle porciones de terreno insular para establecer en ellas bases navales o carboneras.

Con Donald Trump se regresa a los tiempos del Gran Garrote y el neoanexionismo es menos solapado que el de la anterior administración Obama, en que fuera más aterciopelado, sin dejar de lado sus pretensiones hegemónicas.

Con la creación ahora de la llamada Fuerza de tarea de Internet no se pretende otra cosa que subvertir la Revolución, destruirla, enmascarando el objetivo desestabilizador, con un engañoso llamado al “libre flujo de la información en Cuba”.

No es la primera vez que eso sucede, recordar la Operación Zunzuneo, ni tampoco será la última. Son las mismas aspiraciones anexionistas de antaño, que ven en los quintacolumnistas y neoplatistas de adentro el caldo de cultivo propicio para ello.

Contra eso existen muchos antídotos, y sí somos una potencia médica mundial, también somos potencia en eso de destruir los planes enemigos. La reciente decisión de crear una institución destinada a la preservación del patrimonio documental, el estudio y la divulgación del pensamiento y obra del Comandante en Jefe Fidel Castro Ruz será, sin duda, uno de los más eficaces en el futuro.

Fidel, el invicto Comandante que sobrevivió a más de 600 intentos de asesinarle, sabía desde los tiempos de la lucha en la Sierra Maestra que su destino futuro sería enfrentar al Imperialismo y sus ansias de dominio sobre la Isla, pues, discípulo eminente de José Martí, le conocía las entrañas al monstruo.

Por eso, en carta a Celia Sánchez, al ver los bombardeos a familias campesinas, le escribió: “Cuando esta guerra se acabe, empezará para mí una guerra mucho más larga y grande: la guerra que voy a echar contra ellos. Me doy cuenta que ese va a ser mi destino verdadero”.

 


Compartir

Narciso Amador Fernández Ramírez

Periodista que prefiere escribir de historia como si estuviera reportando el acontecer de hoy

Se han publicado 4 comentarios


senelio ceballos
 26/3/18 10:50

  Cont.....Las ideas anexionistas....poco patrioticas...El anexionismo...FUE / VIVIO.....Desde que  nacimos como nacion.....VIVE / ES/ SE NOTA HOY......es discursos como los decenas de  Marcos Rubios en Miamai...pero lo peor es el anexionismo escondido [ que llevan dentro algunos funcionarios , periodistas e intelectuales]....Emitiendo articulos, Firmando combenios comerciales  que atacan / no son positivas para  nuestras  firmas y empresas indirectamente, esos  funcionarios manipulan , firman contratos  de miles /  millones de  dolares del fondo comun [PRESUESTO  NACIONAL]...Para comprar agroproductos que se pudieran producir en nuestros campos que  los hemos dejado llenarse de marabu.........Ese anexionismo hoy  , es el peor y mas peligroso  que veo desde lejos.......HABRA, SERA y TENDREMOS ideas anexionistas   en el futuro de nuestros nietos tambien....Porque somos una islita pobre en muchos recursos y tenemos UN ENORME VECINO DEL NORTE....... Debemos/tenemos  que educar / criar a nuestros nietos , con ideas  patrioticas...POR EJ......Ud le pregunta a cualquier joven norteamericano..COMO UD VEE LA FORD???....Tendra una respuesta clara....TODO LO QUE ES BUENO PARA LA FORD.....sera bueno para mi......Eso lo llevan en la sangre!!!!!....Nosotros debemos como abuelitos cubanos ..EDUCAR  -  PREPARAR  a nuestros nietos futuros....TODO LO QUE SEA BUENO  PARA LA PATRIA......sera buenoa para mi....Aclaro [ PATRIA = CUBA=ECONOMIA CUBANA ] es una cosa....funcionarios, gobiernos, partidos, casta y grupos sociales ...Son parte de CUBA....pero..Son dos categorias filosoficas semejantes, pero  distintas...Cont    El guajiro chambero

senelio ceballos
 26/3/18 8:16

GRACIAS..Narciso y Lic.Chang!!...Muy buen trabajo, bien conformado y creo que debemos  estudiarlo y pasarlo por las Radios..Con sus comentarios anexos...Es a mi poco entender politico!!...UNA JOYA PERIODISTICA......Aqui estan las raices de todas  las contradiciones de nuestra sociedad..desde el mismo dia  que nos hicimos ..SOCIEDAD SOBERANA..alla por 1902-03, junto a PANAMA y La otra ala del pajarito!!!.......Las ideas anexionistas estan desde nuestra bandera en la capa de inteligencia de CARDENAS...hasta los loos prnunciamientos de Rubio En Miami......cont

Arturo Chang
 2/3/18 21:03

Efectivamente, colega Fernández,  tal y como usted afirma, antes de comenzar el siglo XIX ya estaba la teoría de la Fruta Madura y la Doctrina Monroe, esta última reavivada actualmente de manera más acentuada con la reciente gira del Secretario de Estado de EUU por varios países latinoamericanos.

 

En cuanto a la madurez de la fruta... ya es harina de otro costal...

 

Este es un material muy bien redactado que por su actualidad, es recomendable estudiar.

Narciso
 3/3/18 13:30

Muchas gracias Chang. Creo que existe mucha necesidad de abordar temas históricos de esta índole, pues me percato que se conoce poco y se estudia menos en nuestras escuelas. Las apetencias anexionistas sobre Cubatienen honda raíz, incluso datna antes de surgir los Estados Unidos como nación, pues siendo áun 13 Colinias de Inglaterra ya existína aspiraciones de apoderarse de la isla del azúcar.

Hoy, nada de eso ha desparecido, de ahí su actualidad como asunto a conocer. 

100

Deja tu comentario

Condición de protección de datos