domingo, 4 de diciembre de 2022

Serie Mundial De Boxeo: A falta de Pan…Casabe

Mejor pelear que entrenar. Los cubanos evidencian progresos pero… Con los rusos la cosa es diferente. A partir del día 6 se acabó el abuso...

Helio Ángel Menéndez García en Exclusivo 30/11/2013
1 comentarios
Serie Mundial de Boxeo30
La calidad actual del boxeo cubano está empeñada en recuperar la hegemonía que se disfrutó antaño.

El encuentro con los púgiles rusos los próximos días 6 y 8 en el Coliseo de la Ciudad Deportiva capitalina debe resultar un buen rasero para medir la calidad actual del boxeo cubano, empeñado hoy en recuperar la hegemonía de la cual disfrutó antaño.

La confrontación, tercera para nuestros muchachos en el calendario de la Serie Mundial de Boxeo 2013-14, exigirá más de la escuadra nacional en la que se advierten modestos progresos en relación a la que nos representó en las citas olímpicas y mundial más recientes, pero distantes aún de aquellas otras que entre Munich 1972 y Sidney 2000  acapararon 27 títulos olímpicos.

Los mencionados títulos se repartieron así Munich 72: Orlando Martínez, Emilio Correa y Stevenson. Montreal 76: Jorgito Hernández, Ángel Herrera y T. Stevenson. Moscú 80: Bautista Hernández, Ángel Herrera, Andrés Aldama, Armando Martínez, José Gómez y T. Stevenson. Barcelona 92: Rogelio Marcelo, Yoel Casamayor, Héctor Vinent, Juan Carlos Lemus, Ariel Hernández,  Félix Savón y Roberto Balado. Atlanta 96: Maikro Romero, Héctor Vinent, Ariel Hernández y Félix Savón. Sidney 2000: Guillermo Rigondeaux, Mario Kindelán, Jorge Gutiérrez y Félix Savón.

Las recientes barridas de los cubanos frente a los Guerreros de México y los Hussars de Polonia, correspondientes a la cacareada Serie Mundial, invitaban más que a la emoción al sueño. Aclaro que no por causa de los nuestros, pues no puede culpárseles de sus deseos y manifiesta superioridad, sino por la baja calidad de los adversarios, principalmente de los polacos, sin nivel para siquiera arribar a cuartos de final en un Torneo nacional Playa Girón.

No tenemos pues motivos para considerar en un exceso de chovinismo que estamos a la puerta del estrellato. Materia prima tenemos, deseo y coraje sobran y ni que decir de  técnicos con alta calificación , pero eso no es todo. A los muchachos les falta ring lo que equivale decir madurez, experiencia competitiva a niveles superiores.

Sabido es que un campeón no se hace en uno ni en dos años. Lleva su tiempo, el mismo que requiere el que se inicia  al frente de un timón para ganarse la perfección como conductor. 

Que no haya confusión. Hago estas observaciones sin culpar en nada a quienes en Cuba hoy llevan las riendas del viril deporte. Los tiempos cambian y hoy nuestros púgiles no participan ya en torneos internacionales de tanto prestigio como el del Cinturón de Oro rumano, la Copa Química de Halle, el Usti Nad Laben polaco, el Ulan Bator de Mongolia, el Strandzha de Bulgaria entre otros.  Además desaparecieron los topes anuales Cuba-Estados Unidos y algunos torneos nacionales por invitación.

Para este redactor la presentación de la Serie Mundial se asemeja más a un espectáculo  circense con algazara de bombos y platillos que me hacen recordar los circos de carpas remendadas  que visitaban barrios con  funciones que anunciaban  hombres entorchados, de pintorescos trajes con bocinas en manos “Pasen y vean….pasen y vean”.

Si algo beneficioso aporta esta Serie Mundial es que obliga a los atletas a mantenerse en forma, al tiempo que les motiva a optar por una medalla. Ello, con independencia de los siempre bienvenidos estímulos materiales.

Quienes siguen el boxeo desde adentro saben que los púgiles  prefieren mantener la forma en frecuentes competencias en lugar de hacerlo en el rigor del diario entrenamiento. Competir, esa es la cuestión.

Por todo lo señalado entiendo acertada la presencia de los cubanos en la Serie Mundial. Reza un viejo refrán que a falta de pan, casabe; y casabe nos tocó en las presentaciones frente a los Guerreros de México y los Húsares de Polonia. Con los rusos se espera un mejor espectáculo.

Confiamos en que los cubanos, aún perdiendo frente a los rusos, sacarán más provecho de esas derrotas  que el obtenido en sus barridas precedentes. Ah! y estoy convencido que no habrá bostezos en ninguna de las peleas, lo cual garantiza un buen espectáculo gane quien gane. En definitiva el mejor ganador será nuestro boxeo.


Helio Ángel Menéndez García

Se han publicado 1 comentarios


yeyo
 3/12/13 14:26

Elio una duda sobre lo q usted planteo de la inasistencia de los cubanos a los renombrables torneos de los q ya hablo, con motivo de informarme conoce usted las causas de este problema, se trata de que no pueden ir por motivos economicos, o por la falta de calidad d los boxeadores por lo q no son invitados, agradeceria su respuesta.

Deja tu comentario

Condición de protección de datos