miércoles, 29 de marzo de 2023

Serie del Caribe: Con buen teamwork, pero…

El desafío de Agricultores es el mayor que ha tenido un representante de Cuba en el certamen regional desde 2014...

Norland Rosendo González en Exclusivo 29/01/2023
0 comentarios
Final Liga Elite Beisbol Cubano Agricultores Campeon
Agricultores va con la inspiración de haber ganado una Liga Élite de manera sensacional.

Después de tres años ausente, Cuba regresa a la Serie del Caribe. Va en esta oportunidad con el campeón de su primera Liga Élite y su mentor, Carlos Martí Santos, apuesta por la mayoría de sus muchachos, los mismos que lo llevaron a coronarse en un torneo ganado dramáticamente.

A diferencia de las seis ocasiones anteriores desde 2014 cuando la Mayor de las Antillas fue invitada a una cita de la que, paradójicamente, había sido fundadora y su primera reina en 1949, Agricultores apenas tomó cuatro refuerzos y un quinto que no es tal, pues Raico Santos es un jugador granmense que estuvo durante la campaña invernal en la Liga Arco del Pacífico mexicano.

Martí Santos fortaleció su picheo con los brazos jóvenes y veloces de Andy Vargas, Alexander Valiente y Jonathan Carbó, mientras sumó al experimentado jardinero Denis Laza, quien en la cita de 2017 había reforzado a los Alazanes de Granma.

Por primera vez en la historia del clásico del Caribe serán ocho los contendientes por el título y los organizadores diseñaron un calendario corrido desde el día dos de febrero hasta el diez, que empieza con una fase preliminar de todos contra todos y termina con semifinal cruzada entre los mejores cuatro y final.

Semejante rigor competitivo demanda de una rotación de por lo menos cuatro hombres (más bien cinco) y un bullpen especializado y con buena caja de herramientas para asumir la parte de atrás de todos los juegos.

En competencias con este nivel de profesionalidad, es muy difícil que un lanzador domine tres vueltas de la misma tanda ofensiva, lo que asigna mayor relevancia al trabajo de los relevos.

Y es justamente el picheo la principal incógnita de Agricultores, después de haber visto, incluso, lo apaleado que fue durante la final de la Liga Élite. Fíjense si estamos hablando de un trabajo difícil lo que se avecina, que es, como mínimo, un playoff sin descanso intermedio.

Aquí con dos días de traslado por el medio los lanzadores no aguantaron casi nunca, así que de carretilla y ante alineaciones integradas por jugadores con vasta experiencia profesional y algunos hasta en Grandes Ligas, el desafío es mucho mayor.

El par de juegos que sostendrán, domingo y lunes, ante parte del equipo cubano al Clásico Mundial servirá de medidor al cuerpo técnico de los Centauros para ajustar cómo emplear a sus serpentineros en la justa que comienza el próximo jueves.

Aunque no ha pasado de las semifinales en las dos ocasiones anteriores, el veterano mentor de Granma es el de mejor saldo de juegos ganados y perdidos (6-4) desde 2014.

Ahora tiene el reto de volver a lucir bien para ayudar a que Cuba siga siendo invitada a la justa regional, mientras no se concrete el reingreso de nuestro país a la Confederación de Béisbol Profesional del Caribe en calidad de miembro pleno.

El ataque es el arma fundamental del plantel, que cuenta con Yosvani Alarcón y Guillermo Avilés, quienes asistirán a su cuarta Serie del Caribe, apuntalados por Rafael Viñales, Yordanis Alarcón, Osvaldo Abreu, Yuniesky Larduet, Laza y Raico. Esa banda tiene potencial para construir carreras y además gestionarlas con batazos de largo alcance.

A la defensa, las mayores dudas están en la combinación alrededor del segundo saco, pues el resto de las posiciones están mejor cubiertas.

Con equipos que eran casi el Cuba de otros años, solo en 2015 Vegueros de Pinar del Río alzó el cetro, aunque su balance global fue de tres éxitos y tres derrotas. Don Alfonso, el Urquiola santificado en Vueltabajo, le puso su mística ganadora a la semifinal cuando estaba perdiéndola y ese giro brusco terminó encumbrándolo, como ha hecho con tres equipos de su provincia en series nacionales.

Ni Curazao, invitado por primera vez y el rival de los nuestros en la fecha inaugural, será presa cómoda. Cuenta en su nómina con jugadores de linaje en la Gran Carpa y otros de gran currículo en eventos internacionales.

Después vendrán jornadas igualmente tensas ante los representantes de República Dominicana, Venezuela, México, Colombia, Puerto Rico y Panamá, por ese orden del tres al ocho de febrero.

Ojalá haya juego para los nuestros el día nueve, y lo ideal es que la racha se extienda al diez, la fecha de clausura. Sigo pensando que todo dependerá del picheo. Y usted, ¿coincide conmigo?


Compartir

Norland Rosendo González

Periodista


Deja tu comentario

Condición de protección de datos