martes, 29 de noviembre de 2022

Playa Girón de boxeo, un torneo con historia

En Sancti Spíritus despedida a la cabecera. Dos cuadriláteros en lugar de uno. Cuna de campeones olímpicos y mundiales. ¿Reverdecerán laureles? ...

Helio Ángel Menéndez García en Exclusivo 16/12/2012
0 comentarios
Guantes de boxeo

Quienes concurran al Torneo Nacional de Boxeo Playa Girón programado para inaugurarse este domingo en Sancti Spíritus estarán asistiendo a la despedida de la llamada cabecera de protección luego de casi un cuarto de siglo de uso obligatorio en los certámenes organizados por la Asociación Internacional de Boxeo Amateur (AIBA).

Se argumentó al decretar tal discutida medida de seguridad que la misma obedecía a la intención de proteger, preferentemente, los arcos superciliares  de los púgiles, tesis no compartida por mucha gente del boxeo, entre ellos, por citar dos ejemplos Teófilo Stevenson y Adolfo Horta.

Una variante que será aplicada en la sala yayabera consiste en efectuar programas simultáneos en dos cuadriláteros situados en la propia instalación tal como se hace en los grandes eventos digamos mundiales u olímpicos, con el propósito de acortar la duración del evento.  Esta medida pudiera afectar al “respetable” que desde las tribunas no podrá seguir ir el desempeño de algunos de sus favoritos, cuando comparezcan al mismo tiempo en cuadriláteros diferentes. 

¿CÓMO NACIÓ EL GIRON?

El Primer Torneo Nacional de Boxeo Playa Girón se efectuó en La Habana entre los días 10 y 25 de mayo de 1962 en justo homenaje a la victoria del pueblo cubano frente a la invasión armada y financiada por el imperialismo yanqui. Fue aquel un auténtico campeonato nacional pues en el mismo estuvieron presentes atletas de todo el país en representación de sus respectivas provincias y  muchos de ellos viajaron sin entrenadores siendo atendidos por técnicos de la capital, sin importar sus lugares de procedencia .

Comoquiera  que no existía entonces la infraestructura de hoy, en el torneo se compitió únicamente los fines de semana y por primera vez se procedió al uso del organigrama mediante  previo sorteo, eliminándose las peleas “casadas” por conveniencia de los organizadores,  como sucedía hasta entonces en los llamados campeonatos “Guantes de Oro”. De sede única funcionó el Centro Deportivo Vicente Ponce Carrasco , en Concordia entre Marqués González y Lucena, donde tiempo atrás radicara el Frontón Nacional de Jai Alai.

En aquel memorable  primer Girón se titularon: Roberto Caminero (Chocolatico Pérez), 51 kgs; Osvaldo Riverí, 54; Benigno Junco, 57; Moisés Vives, 60; Lázaro Montalvo 63,5; Virgilio Jiménez 67; Waldo Santiago, 71; Gregorio Aldama, 75; Marino Bofill, 81 y Raúl Díaz +81. 

 A partir de su inauguración el Playa Girón de boxeo se desarrolló en forma ininterrumpida en la capital hasta que en 1968 se decidió efectuarlo con sedes alternas  en las diferentes provincias  del país.  

CUNA DE MEDALLISTAS OLIMPICOS Y MUNDIALES.

Salvo muy contadas excepciones,  por el Playa Girón dejaron sus huellas  los más tarde medallistas cubanos en Juegos Olímpicos, Campeonatos del mundo,  Juegos Panamericanos y Centroamericanos así como de otras muchas competencias de relieve internacional:  Chocolatico Pérez , primer campeón panamericano de Cuba en Sao Paulo 1963;  Enrique Regüeiferos y Rolando Garbey, primeros medallistas olímpicos en México 1968 y Orlando Martínez, Emilio Correa y Teófilo Stevenson, titulares olímpicos en Munich 1972 hasta Félix Savón quien a sus tres títulos olímpicos y seis mundiales suma sus 13 Campeonatos Playa Girón.

En sus días de esplendor el Torneo Nacional Playa Girón  fue considerado el certamen nacional más fuerte del mundo debido a su calidad competitiva y no escasearon quienes incluso le situaron  a la altura de eventos internacionales de primer nivel, jerarquía de la cual distamos hoy  aunque se han observado atisbos de mejoría pero solo eso: atisbos. Porque, ya lo dijo quien lo dijo: boxeadores de la talla de Stevenson, Savón, Correa,  Horta, Garbey, Jorgito, Espinosa y  otros no se dan todos los días, por mucho que nuestros avezados técnicos se esfuercen.  


Helio Ángel Menéndez García


Deja tu comentario

Condición de protección de datos